Ecuador. sábado 25 de noviembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Cambridge Analytica pidió a WikiLeaks correos de Clinton

WASHINGTON (AP) — Una empresa de análisis de datos que trabajó para la campaña del presidente Donald Trump se puso en contacto con WikiLeaks para ver si era posible que le diera correos electrónicos relacionados con la candidata demócrata Hillary Clinton, dijo el director general de la compañía.


Publicidad

Alexander Nix, director de Cambridge Analytica, indicó que el acercamiento ocurrió a “principios de junio de 2016” después que el director de WikiLeaks, el australiano Julian Assange, afirmó públicamente que tenía correos electrónicos de Clinton y que planeaba publicarlos. Nix dijo que su empresa le preguntó a una agencia vocera de Assange si el sitio web especializado en filtraciones “podría compartir esa información”, pero él se rehusó.

Los comentarios de Nix el jueves en la conferencia tecnológica Web Summit, en Lisboa, representan la primera vez que reconoce tal acercamiento. Assange había dicho previamente a The Associated Press que WikiLeaks había rechazado una “solicitud de información” de parte de Cambridge Analytica. El diario The Wall Street Journal reportó primero los comentarios de Nix.

El papel de Cambridge Analytica en la campaña de Trump ha llamado la atención de las comisiones legislativas que investigan la intromisión de Rusia en las elecciones de 2016 y la posible coordinación de Moscú con colaboradores del magnate.

La compañía está respaldada por Robert Mercer, un multimillonario simpatizante de Trump. Antes de integrarse al gobierno de Trump, Steve Bannon, ex estratega de la Casa Blanca, también fue vicepresidente de la firma.

El equipo de campaña de Trump pagó a Cambridge Analytica casi 6 millones de dólares por administrarle información. El primer pago del equipo de campaña a la firma se efectuó el 29 de julio de 2016, según expedientes de la Comisión Federal Electoral. Pero el Journal informó el viernes que el contacto de Nix con WikiLeaks ocurrió en junio cuando Cambridge Analytica se encontraba en negociaciones de contrato con el equipo de campaña. En esa época, la compañía ya había enviado a algunos de sus empleados a que ayudarán a la campaña, según el periódico.

Un portavoz de Cambridge Analytica y una compañía relacionada, SCL Group, no atendieron de momento las solicitudes para que hicieran declaraciones sobre el particular.

Durante la reunión de Web Summit, Nix rechazó que su compañía haya estado implicada en la intromisión rusa en las elecciones.

Nosotros no trabajamos con Rusia en esta elección. Y es más, jamás trabajaríamos con un tercer actor estatal en una campaña electoral en otro país”, agregó.

(I)