Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

La diplomacia de Ricardo

Por Marlon Puertas

Ahora que regresó el jefe, se nos acabaron las vacaciones. Veo a gente ajetreada, estresada, en un corre corre, redactando informes, recitando explicaciones para aprendérselas de memoria, tomando agüita de valeriana, lavando sus camisas con cuellito correísta. Todo un revulú.
El más tranquilo, aparte de mí, es el canciller Patiño. Sus acertadas declaraciones lo han regresado a las cumbres de las que fue alejado por grupos interesados, egoístas, inseguros, que ven en nuestro acertado líder de la diplomacia, un peligro. Esos grupos creen que la publicidad lo puede todo, pero qué equivocados están los muchachos.

Por Marlon Puertas


Publicidad

Ahora que regresó el jefe, se nos acabaron las vacaciones. Veo a gente ajetreada, estresada, en un corre corre, redactando informes, recitando explicaciones para aprendérselas de memoria, tomando agüita de valeriana, lavando sus camisas con cuellito correísta. Todo un revulú.

El más tranquilo, aparte de mí, es el canciller Patiño. Sus acertadas declaraciones lo han regresado a las cumbres de las que fue alejado por grupos interesados, egoístas, inseguros, que ven en nuestro acertado líder de la diplomacia, un peligro. Esos grupos creen que la publicidad lo puede todo, pero qué equivocados están los muchachos. Una cosa es pelearse con Galo Lara y otra muy distinta, enfrentar a la mismísima Organización de las Naciones Unidas. Deberían aprender.

Ricardo, con una dosis adecuada de sabiduría y una doble de osadía, regresó a los puestos estelares del poder, y no creo que le interese descender nuevamente. Cuando nuestro canciller habla, se estremece el mundo. Ese respaldo a Gadafi y al presidente de Siria, que ni él se acuerda cómo se llama, resultó una jugada estratégica que cambió el curso de los acontecimientos. Ya sé que dirán ustedes que siguieron los bombardeos en Trípoli y, a esta hora, el camarada Muamar más parece un ratón de madriguera que el temido líder de hace poco. Es cierto, pero de lo que estoy seguro es de que los presidentes de los países que integran la OTAN, una vez que habló Ricardo, lo habrán pensado dos veces. Y hasta tres. Y solo después siguieron con su ataque. Ese es nuestro triunfo.

La política internacional del Ecuador tiene el signo de Patiño y puede significar el mayor legado histórico que deje a la patria nuestra revolución ciudadana. Incluso por sobre el combate a la prensa corrugta, como lo desea el jefe.

Las relaciones con la China, con Cuba, con Irán, Venezuela, Bolivia, Nicaragua, están generando un nuevo orden mundial, en el que la única posibilidad que existe es que salgamos ganando. Dentro de mis modestos conocimientos, el análisis que expuse es que el poderío y crecimiento de nuestro eje podría ser una de las causas del temblor financiero en Estados Unidos y Europa. Y también dentro de mi modesta opinión, les sugerí que de la China no deberíamos confiarnos.

Pero, bueno, lo que yo piense, mientras esté Ricardo al frente, está demás. Lo que sigue está mucho mejor. De aquí en adelante, la misión es reclutar dirigentes indígenas para que sean los representantes del pensamiento diplomático ecuatoriano en el más alto nivel. La idea, que no es nueva, recién pudo comenzar a ejecutarse, ahora, cuando el canciller ha recuperado su espacio, con ello las ganas, y junto a todo, el poder.

El jefe seguramente habrá venido de buen genio y la conducción de la política internacional de nuestro país en estos días, lo pondrá más feliz, estoy seguro. Finalmente, los dos piensan igual y es esa afinidad la que ha vencido todo el plan malévolo orquestado aquí mismo, que buscaba separarlos. Tarea imposible. Yo lo siento por aquellos que preparan sus orejas porque serán reprendidos, con justa razón. Nosotros brindaremos con champán.

2 Comentarios el La diplomacia de Ricardo

  1. SR PATIÑO, EL REMOSADO REVOLUCIONARIO.. FAMOSOS POR SUS VIDEOS…EL UNICO QUE LE TIENE MIEDO A PATIÑO ES RAFAEL CORREA Y ALEXIS MERA…
    HAY QUE RECONOCER CIERTO MERITO EN ESTE REVOLUCIONARIO…..COMPRO PARTE DEL MOVIMIENTO INDIGENA A PRECIO DE GALLINA CON MAL….  1 CONSULADO…Y EN BOLIVIAAA..
    JAJAJA…  RECUERDEN QUE A LUCIO EL CORTO ROMANCE CON LOS INDIGENAS LE COSTO 3 MINISTERIOS…..ESO ES NEGOCIAR.. SR INDIGENA BARATIERRR

  2. Nuesto Canciller, el inefable Ricardo Patiño, casi nunca está en su despacho, que es el lugar en donde debería ejercer las delicadas funciones que le corresponden. Pero no, al el se lo ve mas bién en cabildeos para los amarres de votos en la Asamblea, o también hace acto de presencia en las sabatinas, para hacer bulto y aplaudir los denuestos de su lider. También se lo vió hace poco, presenciando la audiencia judicial en contra de Emilio Palacio y los directivos de El Universo; ¿ como medida de presión a los jueces tal vez ?. Presumimos que en su ausencia en Cancillería, quién toma decisiones es el otro “experto” en diplomacia, Kintto Lucas. Pero no importa quién esté en el despacho de ese ministerio, el caso es que nuestra política exterior anda de maravillas, y he aquí las dos ultimas perlas de nuestro ” premier” : El Ecuador votó en contra conjuntamente con China Rusia y Cuba, una resolución de la Comisión de Derechos Humanos, de Naciones Unidas, para que se investiguen, los crímenes que contra su pueblo ha cometido Bashar Al Assad en Siria. Luego, acto seguido, ha dado un apoyo implicito al sanguinario dictador Gadafi, al no reconocer al Nuevo Gobierno de Transición en Libia; cuando  algunos gobiernos de América Latina ya lo han hecho, y han denunciado las atrocidades de Gadafi .

    Que siga no mas Ricardo Patiño sin asistir a su despacho, total allí está el Kintto Lucas; y sobra decirlo, las directrices de nuestra diplomacia, vienen de la Habana, y Caracas.

Los comentarios están cerrados.