Ecuador. miércoles 13 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Las negociaciones con la Unión Europea

Por Hernán Pérez Loose
Guayaquil, Ecuador

El anuncio hecho por la Cancillería la semana pasada en el sentido de que están por reiniciarse las negociaciones comerciales con la Unión Europea (UE) tendientes a suscribir un acuerdo comercial con ella, tal como ya lo han hecho Colombia y Perú, es un anuncio de suma importancia. Las negociaciones llevaban suspendidas casi tres años. La propuesta europea inicial consistía en negociar un acuerdo conjuntamente con los países de la zona andina. Ni Venezuela ni Bolivia mostraron interés.

Por Hernán Pérez Loose
Guayaquil, Ecuador


Publicidad

El anuncio hecho por la Cancillería la semana pasada en el sentido de que están por reiniciarse las negociaciones comerciales con la Unión Europea (UE) tendientes a suscribir un acuerdo comercial con ella, tal como ya lo han hecho Colombia y Perú, es un anuncio de suma importancia. Las negociaciones llevaban suspendidas casi tres años. La propuesta europea inicial consistía en negociar un acuerdo conjuntamente con los países de la zona andina. Ni Venezuela ni Bolivia mostraron interés. En realidad sus economías tienen muy poco que perder sin un acuerdo comercial con la UE en vista del escaso flujo comercial que ellas tienen con ese mercado. Ecuador terminó por retirarse de las negociaciones aduciendo que su nuevo marco constitucional era incompatible con el modelo de convenio comercial que proponía la UE. Perú y Colombia continuaron las negociaciones y hoy han asegurado cada una un convenio comercial bastante ambicioso.

Que el Ecuador regrese a la mesa de negociaciones es una buena noticia a pesar que hayan pasado tres años. Cierto es que el espacio de negociación se ha visto reducido por los acuerdos alcanzados por Perú y Colombia. Estos acuerdos serán un referente inevitable para el que se estaría por negociar con Ecuador, pues, las ventajas que ambos países han obtenido difícilmente podrán ser superadas en nuestro convenio, y viceversa. Pero, en fin, el otro escenario –el quedarnos sin ningún acuerdo comercial– era probablemente peor para nuestra economía.

También ha llamado la atención el anuncio hecho por el canciller en el sentido que el país está abierto para negociar y suscribir con la UE un tratado de protección de inversiones. Estas negociaciones al parecer irían por cuerda separada pero paralelamente con el convenio comercial. Es una posición que no deja de sorprender. El Ecuador denunció más de una docena de tratados de protección de inversiones que tenía suscrito con varios países, incluyendo muchos europeos. El argumento fue entonces que dichos tratados estaban en colisión con la nueva Constitución que prohíbe al Estado celebrar tratados de ese género en los que los desacuerdos con los inversores sean resueltos por tribunales arbitrales que no funcionen dentro de América Latina.

Lejos de recurrir al camino de la renegociación de esos tratados internacionales, optamos por la solución igualmente legítima pero más traumática como fue la de denunciar dichos convenios. Al parecer la propuesta ecuatoriana sería la de acomodar las exigencias constitucionales con las aspiraciones europeas. El asunto no es tan difícil. Ya la Asamblea Nacional aprobó una ley que permite al Gobierno firmar contratos con empresas extranjeras que contemplen cláusulas por medio de las cuales las controversias relacionadas con esos contratos sean resueltas bajo una jurisdicción internacional o la de un país extranjero, ya sea arbitral u ordinaria, y en aplicación de leyes que no sean ecuatorianas. Con ellos hemos dado un enorme paso para la internacionalización de las relaciones del Estado con empresas extranjeras.

Estos anuncios de apertura económica deben ser bienvenidos ciertamente. Lo único que falta es que se concreten.

* El texto de Hernán Pérez ha aparecido publicado originalmente en El Universo.

9 Comentarios el Las negociaciones con la Unión Europea

  1. Y ahora con ustedes el señor Adulador de el UNIVERSO, con su verborrea dando dando su opinion parcializada a ya saben quien.

    Señor Perez ya deja de inmidscuirte en  donde no haces falta

  2. el segundo mercdo de Ecuador esta en juego, deberian seriamente refleccionar, colombia y peru no son tan diferentes en cuanto a recursos, son vecinos, son hasta panas pero en negocios, vemos claramente que nos llevan un largo trecho

    veremos dijo el ciego !

  3. el segundo mercdo de Ecuador esta en juego, deberian seriamente refleccionar, colombia y peru no son tan diferentes en cuanto a recursos, son vecinos, son hasta panas pero en negocios, vemos claramente que nos llevan un largo trecho

    veremos dijo el ciego !

  4. La verdad es que dado el fanatismo de la mayoría de opositores cuyos artículos son publicados en esta página, este artículo me parece hasta objetivo.
    Pienso que Colombia y Perú hacen mal en haber accedido al TLC, La UE subsidia a sus agricultores, ellos no. 

    Los más damnificados son los pequeños productores (fuera del sector agro en la UE) sin lugar a duda ya que son menos competitivos.

    Podríamos ver que en cifras macroeconómicas se vea que exportan más, pero solo se benefician los grandes productores, dejando a los menos competitivos en la miseria.

    Sin lugar a duda un TLC es un arma de doble filo y solo los que estén bien armados (como los subsidios de la UE por ejemplo) minimizan pérdidas.

    • pienso que hay una confusion,

      primero

      los europeos firman tratados con paises para el acceso a su mercado de productos y materias primas que ellos no producen en principio, o productos de contrasecion
      en europa usted no ve plantas de theobroma cacao, por ejemplo.

      segundo

      los europeos, en consumacion y dado la crisis, se produce algo muy normal en el consumidor comun y corriente, “se sierran” al tener menor capacidad economica, repito dado la crisis actual, el consumidor prefiere productos de secion, papas en tiempo de papas y manzanas en tiempo de manzanas: dos factores a esto: el respeto al medio ambiente y evitar consumir frutas u otros insumos que vienen del otro extremo del planeta con un costo carbono muy elevado, finalmente prefieren el consumo local, a pesar que consumir “local’ no quiere decir consumir mas barato, la idea es preferir salvar la agricultura local.

      tercero

      por ejemplo el consumidor europeo no dejara de comer camaron o pescado y por eso los tratados de acceso a esos mercados donde los aranceles e impuestos son beneficos a cambio de un intercambio comercial, yo no se que intercambio:  con materia gris, tecnologia, petroleo, etc…ha, petroleo eso si les interesa y bastante a los europeos.

      cuarto

      una gran empresa no quiere decir mala empresa, sino,  no seria grande, pienso que Peru y Colombia no son ningunos caidos de la amaca para negociar, para muestra un paseo en ipiales o en tumbes para interpretar el caracter de los pueblos

      quinto

      hacer un pequeno estudio de mercado y de la balanza comercial de ecuador …hay mucha informacion en el internet, basta con escribir los puestos de expancion economica de ecuador en diferentes paises o si no, referirse a sitios muy profecionales como la FAO. entre tantos otros…

      y se dara cuenta quien nos compra…ha, usted como cliente pa un colombiano… Usted tiene la razon !.

      • Discrepo totalmente contigo, me estas diciendo que “piensas” sobre ciertas cosas, pero deberías saber que en la UE el único sector que se subsidia es el agrario y como política conjunta además.
        El comisionado de este sector recibe unas cantidades bestiales de dinero.

        Además te confundes sobre lo que dices:
        “los europeos firman tratados con paises para el acceso a su mercado de productos y materias primas que ellos no producen en principio, o productos de contrasecion”
        Un tratado de libre comercio es eso, libre comercio, fuera aranceles para ambos bandos.
        El TLC incluye participación de empresas  europeas en concursos para obras del estado en el país.
        Es decir que pueden llegar a traer gente a trabajar aquí y al terminar vuelven a sus países con los bolsillos llenos, mientras los trabajadores locales se quedan sin ese empleo.
        Por último si tan bueno es, por qué países como brasil o argentina no lo tienen?

        • uno: averigua sobre el BRIC

          dos:

          tienes razon TLC, pero yo te hablo de productos

          tres:

          La PAC, politica agricola comun, acabo de llenar tres mil solicitudes y para llegar a obtener el ” financiamiento” le cahier des charges o la lista para que te validen los creditos son draconianas y muy controladas

        • uno: averigua sobre el BRIC

          dos:

          tienes razon TLC, pero yo te hablo de productos

          tres:

          La PAC, politica agricola comun, acabo de llenar tres mil solicitudes y para llegar a obtener el ” financiamiento” le cahier des charges o la lista para que te validen los creditos son draconianas y muy controladas

    • No se puede tapar el sol con un dedo, no querer ver las realidades con una mentalidad tan estrecha  da la impresion de “fanatismo ideologico “.
      Los resultados en Peru ,Chile o Colombia de los mas de 50 tratados de libre comercio que mantiene cada uno de ellos contradicen todas las todas esas afirmaciones que  

Los comentarios están cerrados.