Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

A ti, precandidato

Por Marlon Puertas
Guayaquil, Ecuador

Es que los veo y me da coraje. Gustavo Larrea, uno de los mentalizadores de este Gobierno, un viejo consejero al oído de Rafael, lanza su precandidatura presidencial sin ningún empacho, sin un gramo de vergüenza y sin haber explicado nunca al país, ni cuando fue ministro ni ahora que pretende ser otro elegido, la verdad de lo que trató, conversó, bromeó con el comandante de las Farc, Raúl Reyes. En dónde fue, cuántas veces se reunieron y qué mismo fue lo que tuvieron que ver los guerrilleros con la campaña política de su examigo. Ah, y por qué tenía dos números de cédula.

Por Marlon Puertas
Guayaquil, Ecuador


Publicidad

Es que los veo y me da coraje. Gustavo Larrea, uno de los mentalizadores de este Gobierno, un viejo consejero al oído de Rafael, lanza su precandidatura presidencial sin ningún empacho, sin un gramo de vergüenza y sin haber explicado nunca al país, ni cuando fue ministro ni ahora que pretende ser otro elegido, la verdad de lo que trató, conversó, bromeó con el comandante de las Farc, Raúl Reyes. En dónde fue, cuántas veces se reunieron y qué mismo fue lo que tuvieron que ver los guerrilleros con la campaña política de su examigo. Ah, y por qué tenía dos números de cédula.

Ni una palabra. Habla mucho pero nada sobre ese tema. Y dice, con cara de querer convencer al mundo, que él si propone una verdadera revolución. Que lo que está haciendo su excamarada, es solo una caricatura mal trazada.

Habrase visto. Se nos vienen tiempos bien pesados, que ya empezaron, adelantadísimos. Por eso vemos al exbanquero Guillermo Lasso bombardear con su cara, con su nombre y con sus actos de hombre bueno, que no lo dudo que fuese, los canales de televisión a cualquier hora, en cualquier programa, interrumpiendo hasta el Ecuador tiene Talento. Todo, para que nadie se olvide que él es Guillermo Lasso, el banquero bueno, no como los otros, pero que no nos dice qué mismo es lo que quiere y para qué gasta tanta plata en propaganda.

Hasta el loco que ama dice que ahora quiere venir a enfrentar al que sabemos. Que como no está sentenciado, no hay ningún problema paraque sea candidato. A lo mejor hasta tengan razón y lo veamos haciendo campaña por Twitter y Youtube, espacios todavía un poco limpios de los adefesios políticos.

Y la lista de precandidatos es larga, larguísima. Que Alvarito, que Lucito, que Lourdes Tibán, que el joven Mauricio Rodas, que Fabricio, toditos quieren salvar al país, dicen ellos. Hasta los verdes, como no caben todos en AP y se han multiplicado debido a que les va bonito, se inventan otros partidos, como han hecho Ramiro González y Diego Borja.

Demasiado. No le voy a negar a nadie su derecho democrático a ser candidato a lo que su conciencia le permita. Así es la vida. Sí les voy a pedir que intenten, así les represente un esfuerzo sobrehumano, plagar los espacios que tengan a su disposición con mensajes diferentes, que sean creativos en sus spots, que hagan algo por lo que dé gusto escucharlos o verlos y no causen el efecto zapping instantáneo. No se hagan ni los muy malos para ser más bravos que Rafael, ni tampoco los muy buenitos para aparecer como monaguillos, al lado del monstruo verde.

Nada de eso, por favor. Si nos van a bombardear, escojan buenos fondos musicales, bandas como Guns & Roses, The Doors, eso sí, pagando los derechos.

Y lo más importante, cuando nos hablen, tomen muy en serio que no están dirigiéndose a ningunos tontos. Lo que nos digan, tengan en cuenta que se nos quedará grabado. Que las cuentas políticas en nuestro país más bien se cobran rápido, aunque las circunstancias actuales hagan parecer otra cosa. Que hay espacio para ustedes, sépanlo aprovechar.

3 Comentarios el A ti, precandidato

  1. campesino ecuatoriano // sábado 30 de junio de 2012 en 14:49 //

    Definitivamente; que responda Larrea cuáles eran sus coqueteos con Reyes y las narcoterroristas Farc; que diga: ¿cuánto dinero aportaron a la campaña del economista; y porque lo apodaban “Juan”, quién era la “pelos” y quién era “Nacho”? ¿Era el mismo al que el economista le pidió públicas disculpas? ¿Porqué hizo eso?. 
    Que nos explique cómo operaba la famosa red Ostaíza – Chauvín – Farc – revolución ciudadana.
    Que nos explique cómo es que piensa que la gente decente va a regalarle el voto al otrora papel higiénico del economista;  un colaborador resentido; cómplice y encubridor de esta tan maladada narcorevolución ciudadana.

  2. Don Marlon, si espera que los precandidatos (hablo de los presidenciales), a mi modo de ver la mayoría son chimbadores que buscan atomizar el voto para garantizar la reelección del Mashiluminado, y en una sola vuelta de preferencia, por lo menos un par de candidatos nos dan esa lectura, se comporten a la altura del reto pues mejor busque una silla para que espere porque si lo hace de pie, le van a salir raíces.

    Nadie les puede negar el derecho a participar, lo que me gustaría si, es que lo hagan con su dinero o con el de sus aportantes, ya que se lanzan porque saben que no les va a costar, seremos los ecuatorianos de a pie quienes pagaremos la campaña merced a la generosa donación que hace el TSE o el organismo que ahora lo reemplace.  Si no me cree recuerde la ola de “wannabe” que fueron candidatos a la tal Asamblea, todo porque no les costaba.

    Vamos al último párrafo, ese si es polémico.  Usted dice que no se están dirigiendo a ningunos tontos, me cuento, le cuento a usted y a algunos mas en ese grupo, pero a la gran mayoría, esa oclocracia que nos ha impuesto su voluntad contra nuestro derecho de escoger libremente, no, desafortunadamente nuestra gente se traga promesas, cuentos, embustes, mentiras con la misma facilidad con la cual cobran el bono, con la misma facilidad con la cual creen las propagandas de Cholito y Bonafon aún cuando sus hijos sigan muriendo en cajas de cartón que hacen las veces de cunas, con la misma facilidad que creen que este pais sigue siendo una isla de paz aún cuando ir ahora a la plaza Foch a tomar una copa de algo, que ya no será tan asequible por los altos impuestos a los licores “para preservar nuestra salud”, se haya vuelto una aventura digna de película de suspenso clase B de Hollywood.

    Las cuentas políticas no se cobran rápido en Ecuador, eso se hace en paises políticamente mas civilizados, tenemos cuentas que ajustar que datan del inicio de la era republicana.  ¿No?  Si alguien se atreviera, corriendo el riesgo, gran riesgo, de investigar concienzudamente la construcción del ferrocarril ecuatoriano, por dar uno de muchísimos ejemplos, encontraría que las cuentas no se han arreglado todavía, créame.  Tanto no se cobran que partidos cuya voracidad cuando estuvieron en el poder no tuvo límites siguen aún en la palestra, medrando de sus votos y apostando al ganador, bailando rumbosamente sin importar con quien sea, y viviendo opíparamente de aquellos que les entregaron, tontamente, sus votos y con ellos la esperanza de que algo de lo que les toca, salpique a sus votantes.

    Que lo van a aprovechar, en eso estamos de acuerdo, lo aprovecharán muy bien, eso lo sabemos todos, pues lo han hecho siempre.

  3. Más importante aun sería conocer de propia boca del candidato Larrea como será su gobierno y cómo su revolución. Saber si en ella han de participar con igual desembozo en la vida pública los garroteros que en la primera hora de este régimen asaltaron las intituciones, la democracia y nos mostraron el vil argumento de su impunidad. Sin tendrán patente de corso los atropellos, funcionales al correismo en sus primeras horas, y serán sus verdades las nuevas del dorado país que nos anuncia.
    Hay que saber, sin eufemismos, el tipo de revolución que predica. Si sus modelos son Gandhi o Ernesto Guevara. Si su democracia es la stalinista del proletariado, de los kjmeres, o la de Chile. Si sus programas comprenden la indulgencia para con el dispendio de los dineros públicos y si en esa indulgencia inculye a su ex- camarada. Que nos cuente cual fue el mal reparto que le llevó a la “oposición”. Que nos explicite su programa económico. Que le diga a la Conaie hasta cuando la va a seguir manipulando.  

Los comentarios están cerrados.