Ecuador. jueves 14 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Patiño: Hay alto interés en A.Latina por organismo contra abuso de tribunales

El canciller Ricardo Patiño señaló este lunes que hay un “alto interés” en varios países de América Latina por la creación de un organismo contra los “abusos” de tribunales arbitrales.


Publicidad

Patiño, que asistirá mañana a la cita de cancilleres de los países miembros de la Convención Americana sobre Derechos Humanos en Cochabamba, realizó entre el jueves y sábado pasados una gira por cuatro países de cara al encuentro en Bolivia.

“Mañana será en Cochabamba, Bolivia, la II Conferencia de Estados Parte para fortalecer y reorientar el sistema interamericano de D.Humanos”, escribió Patiño en su cuenta de twitter.

Por el mismo medio señaló que la “gira de fin de semana permitió avanzar en consensos sobre reformas al sistema de D.H. (derechos humanos) y defensa conjunta ante abusos transnacionales”.

“Entre jueves y sábado visitamos a cancilleres de El Salvador, Uruguay, Honduras y Surinam. En los dos últimos dialogamos con sus presidentes”, dijo, y agregó: “hay alto interés por Organismo de defensa de intereses de países por sus recursos naturales y contra abusos de tribunales arbitrales”.

El canciller ecuatoriano ha sido uno de los principales impulsores de encuentros como el de mañana, debido a que su país se ha quejado de lo que considera “abusos” cometidos por cortes de arbitraje internacional contra su país.

Recientemente, Patiño mencionó, entre otros, al fallo emitido por un centro arbitral de Naciones Unidas contra su país, en favor de la petrolera estadounidense Chevron.

Dicho tribunal determinó a principios de febrero que Ecuador incumple leyes internacionales “al no haber impedido” la ejecución de un fallo judicial contra Chevron, que le obliga a pagar 19.000 millones de dólares por un caso de contaminación en la Amazonía.

Según el presidente ecuatoriano, Rafael Correa, su Gobierno no puede cumplir el fallo del tribunal arbitral, porque ello va contra la Constitución y supondría una interferencia en la función judicial de su país.

“Es un puro y simple abuso, del más vulgar, del más burdo, por parte de estos centros de arbitraje que siempre están a favor de las trasnacionales y de parte de esta trasnacional (Chevron) que cree que con su dinero puede estar por encima de la ley”, remarcó recientemente Correa.

La cita de Cochabamba es la “Segunda conferencia de Estados parte de la Convención Americana sobre Derechos Humanos” y se efectuará en el pueblo de Tiquipaya, aledaño a la ciudad de Cochabamba, según la Cancillería boliviana.

Los Estados miembros del Sistema Interamericano de Derechos Humanos ya se reunieron dos veces en marzo pasado, en Guayaquil y en Washington, para analizar varias iniciativas que buscan fortalecer dicho sistema de la Organización de Estados Americanos (OEA).

Los países de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (Alba), entre los que figuran Bolivia, Ecuador y Venezuela, exigen que la sede de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) salga de Washington, que no ha reconocido la Convención.

Los Estados Parte del Pacto de San José son Argentina, Barbados, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Dominica, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Haití, Honduras, Jamaica, México, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú, República Dominicana, Surinam, Uruguay y Venezuela.

Sin embargo, este último país denunció en septiembre de 2012 la Convención Americana sobre Derechos Humanos (CADH) tras anunciar en abril su retirada del sistema interamericano de justicia por decisión del entonces presidente Hugo Chávez.

De no haber marcha atrás por parte venezolana, la retirada de la CADH se concretará el próximo 11 de septiembre.

Los países de la OEA que aún no han suscrito el convenio son Antigua y Barbuda, Bahamas, Belice, Canadá, EE.UU., Granada, Guayana, San Cristóbal y Nieves, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas. EFE