Ecuador. lunes 18 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

La esposa de Diosdado dice que Capriles debería estar preso

Caracas, 17 oct (EFE).- La diputada chavista Marleny Contreras, esposa del presidente del Parlamento venezolano, Diosdado Cabello, afirmó que el líder opositor Henrique Capriles debería estar preso por los episodios de violencia registrados en el país tras el ajustado resultado de las pasadas elecciones presidenciales.


Publicidad

“Claro que debería estar preso, es mi opinión. Cumpliendo todas las normas, los procedimientos, pero debe haber justicia, porque eso no se puede permitir”, dijo Contreras en una entrevista con el portal venezolano Noticias24.

El chavismo acusa a Capriles por los incidentes que se desataron en los días posteriores a las elecciones del 14 de abril, que el líder opositor perdió por un margen de apenas 1,5 puntos frente al actual presidente, Nicolás Maduro.

Capriles desconoció el resultado electoral y llamó a sus seguidores a exigir un recuento de los votos, ante lo cual el Gobierno dijo que lo que buscaba era generar violencia y desestabilización en el país.

Según el Gobierno 10 personas fallecieron en incidentes registrados entre los días 15 y 16 de abril por actos relacionados con violencia política, aunque la Fiscalía redujo posteriormente el número a 9 y 78 los heridos.

El Gobierno responsabilizó de ello a Capriles y el líder opositor acusó al oficialismo de estar detrás de esos hechos asegurando que quien está en actos de violencia no estaba con él.

En su entrevista, Contreras arremetió en duros términos contra Capriles, a quien acusó de inducir los incidentes registrados tras las elecciones.

“En primer lugar quiero decir que Capriles Radonski tiene que pedirle perdón a Dios por el daño que le ha hecho a Venezuela, que le pida perdón a Dios por los muertos del 15 de abril”, dijo.

“El 15 de abril con esa actitud irresponsable él de alguna manera induce a que salga la gente a botar su rabia irresponsablemente”, agregó.

La justicia venezolana investiga la violencia postelectoral y ha dicho que irá tras sus “autores intelectuales”, mientras que Maduro ha expresado que “no puede haber impunidad” y ha llamado “asesino” a Capriles.

El líder opositor rechaza las acusaciones y sostiene que Maduro es un “presidente ilegítimo”. EFE