Ecuador. Viernes 30 de septiembre de 2016
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Ecuador impulsa reforma judicial para lograr la transparencia de la justicia

Gustavo Jalkh. Foto: Agencia Andes/Archivo

El presidente del Consejo Nacional de la Judicatura de Ecuador, Gustavo Jalkh, afirmó hoy que la reforma judicial que impulsó su país pretende modernizar una legislación que era “prácticamente del siglo XIX”, con la intención de lograr la transparencia de la justicia, su independencia y su efectividad.

Publicidad

Jalkh recibió hoy en Madrid la Gran Cruz de la Orden Iberoamericana de la Justicia, concedida por la Fundación Carlos III en reconocimiento a su prestigio internacional y a su labor en favor de la justicia en Iberoamérica.

El Patronato de la Fundación Carlos III premió también al fiscal general de Bolivia, Ramiro Guerrero y al ministro de justicia español en funciones, Rafael Catalá por su contribución a la consecución de la justicia en esta región.

“El premio nos ratifica que estamos en la buena dirección”, aseguró Jalkh en una entrevista con Efe, aunque reconoció que la justicia “siempre está sujeta a revisiones y perfeccionamientos” y que Ecuador se va a comprometer aún más “para estar a la altura de los desafíos” que se presenten.

El nuevo sistema procesal se centra principalmente en la defensa de los derechos humanos y ha penalizado, entre otros, el feminicidio, como forma de lucha contra el machismo y para “visibilizar un problema en toda la región”, dijo el representante del Poder Judicial ecuatoriano.

Además, con esta reforma judicial Ecuador pretende acelerar la imposición de las sentencias a los acusados para evitar “la puerta giratoria del sistema penal”, es decir, que los detenidos entren y salgan de prisión si haber sido juzgados.

Jalkh dijo que mientras que antes el setenta por ciento de la población penitenciaria en Ecuador no tenía sentencia, hoy es solamente un treinta por ciento el que espera dictámen y que este se da “en tiempos óptimos”, pues los tiempos se redujeron de manera considerable.

Respecto al caso del fundador de WikiLeaks, Julian Assange, reclamado por Suecia por un delito sexual que él niega y asilado desde 2012 en la Embajada de Ecuadoren Londres, Jalkh afirmó que esto demuestra las “grandes contradicciones que existen a veces en los poderes judiciales”.

“Cualquier procesado en cualquier parte del mundo tiene que estar sujeto a los tratamientos que garanticen su dignidad, un debido proceso y el esclarecimiento de la verdad”, añadió el dirigente judicial ecuatoriano.

En este sentido, Jalkh instó a Suecia a tomar declaración a Assange a través de videoconferencias, sistema que ya utiliza Ecuador para llevar a cabo algunas investigaciones procesales, y le ofreció todas las facilidades para avanzar en el proceso, pero sin olvidar los derechos humanos del periodista australiano.

El presidente de la Judicatura de Ecuador se reunió hoy también con altos cargos de la función judicial iberoamericana, para coordinar y compartir las agendas de trabajo de la Cumbre Judicial Iberoamericana, que agrupa a los poderes judiciales, y la de la Conferencia de Ministros de Justicia de los Países Iberoamericanos (COMJIB), entre otros aspectos. EFE (I)

Publicidad