Ecuador. miércoles 20 de septiembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Simpatizantes de Correa le organizan una despedida

El ex presidente Rafael Correa llorando durante la presentación de la canción "Nunca te voy a olvidar".

Quito (EFE).- Grupos de simpatizantes del movimiento oficialista de Ecuador, Alianza País (AP), organizan por redes sociales una despedida para el expresidente Rafael Correa, quien tiene previsto viajar este lunes a Bélgica para radicarse un tiempo en ese país de donde es oriunda su esposa, Anne Malherbe.


Publicidad

Mediante invitaciones a los militantes y simpatizantes, AP los convocó a despedir a Correa en el aeropuerto capitalino ubicado en el sector de Tababela, a unos 15 kilómetros al oeste de Quito.

Por contra, opositores, también en las redes, han llamado a protestas contra el exmandatario y han criticado el hecho que se haya facilitado un helicóptero militar para trasladar a Correa y su familia desde Quito hacia el aeropuerto de Tababela.

“Mañana todos a despedir al líder histórico de la Revolución Ciudadana”, a eso de las 13.00 hora local (18.00 GMT) señaló AP en su cuenta de Twitter en la que convocó a la militancia a asistir también, dos horas antes, al tradicional “Cambio de guardia”, en la Plaza de la Independencia, frente al Palacio de Gobierno, en el casco colonial de la capital.

Correa, tras una década en el poder, dejó el mando del país el pasado 24 de mayo en manos de su correligionario Lenín Moreno, quien ha prometido mantener la estrategia de “Revolución ciudadana” acuñada por su antecesor, aunque también cambiar su polémico estilo confrontativo.

Ese cambio de estilo ha tenido su sello en el llamado de Moreno a un diálogo nacional con todos los sectores de la sociedad, que incluye a políticos de oposición muy críticos de Correa.

Ello ha llevado a que ambos, Correa y Moreno, expongan en público algunas de sus diferencias y defiendan sus propios estilos.

Correa, en su cuenta de Twitter, recientemente opinó que la “estrategia de diferenciarse no solo es desleal sino mediocre” y criticó el diálogo de Moreno con algunos políticos que han mantenido una campaña de insultos en su contra.

Moreno, también en su cuenta de Twitter, colocó un recuadro con la definición sobre el “síndrome de abstinencia: ‘Reacción provocada por la reducción o suspensión brusca de una sustancia de la que se tiene dependencia’ como el azúcar, el alcohol, las drogas … o el poder”.

Varios altos dirigentes del oficialismo han llamado a ambos líderes a discutir las diferencias dentro de los canales internos del movimiento político y han negado que las discrepancias supongan una división en AP, como advierte la oposición.

Por ello, la posibilidad de que Moreno y Correa reaparezcan juntos en público durante el “Cambio de guardia”, ha generado expectación entre la población, más aún porque supondría la última actividad del exmandatario, antes de su viaje a Bélgica. EFE (I)

fa/pas