Ecuador. viernes 15 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Payasos Sin Fronteras visitará a refugiados en la frontera norte

Quito, 26 jul (EFE).- La organización Payasos Sin fronteras y la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur) iniciarán este sábado una gira por comunidades de dos provincias ecuatorianas de la frontera norte, que concluirá en Quito el próximo 7 de agosto, indicó hoy el organismo.


Publicidad

Según el Gobierno ecuatoriano, la mayoría de refugiados en el país es de origen colombiano.

“De los 55.480 refugiados reconocidos viviendo en Ecuador -el 98 % de origen colombiano- 12.838 tienen menos de 18 años”, señaló la Acnur en un comunicado en el que apunta que la gira incluirá poblaciones en las provincias de Carchi y Sucumbíos.

La Acnur recalcó en su escrito que los refugiados menores de 18 años “son especialmente vulnerables a los efectos del conflicto interno que vive su país desde hace décadas”.

“El hecho de haber tenido que huir forzadamente de sus lugares de origen, en muchas ocasiones en medio de extrema violencia, hace que estos niños y niñas vivan marcados por el impacto emocional de este proceso de huida”, añadió.

Apuntó que en Ecuador, la población refugiada y sus comunidades de acogida en muchas zonas de la frontera norte “viven en condiciones de aislamiento, y marcados por el difícil acceso a servicios básicos”.

“En este sentido, -agrega- las posibilidades de que existan espacios de esparcimiento o recuperación son escasas, en especial para la población infantil”.

En colaboración con las oficinas de Acnur en Ecuador y Colombia, Payasos Sin Fronteras mantiene desde hace años su compromiso de trabajo para la población desplazada y refugiada debido al conflicto armado que se vive en territorio colombiano.

Gracias al humor y sus actuaciones de circo, Payasos Sin Fronteras apoya para mejorar la situación emocional de la población que vive o ha vivido en entornos de conflicto. EFE