Ecuador. sábado 16 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Blindan a Bogotá para evitar violencia por partido

BOGOTA, Colombia (AP) — Las autoridades policiales blindaron el sábado a Bogotá para evitar actos violentos tras el partido del onceno cafetero contra Uruguay en la Copa del Mundo.


Publicidad

Las celebraciones previstas por la eventual clasificación de Colombia a cuartos, que es la primera en su historia, coincide con festividades en diferentes localidades debido, entre otras razones, de la feria de San Pedro y San Pablo.

En Bogotá, las autoridades atienden varios frentes con unos 2.100 hombres: cuidan calles y puntos de concentración de hinchas donde hay pantallas de televisión gigantes, explicó en diálogo telefónico el jefe operativo de la policía metropolitana, coronel Óscar Pinzón.

Está prohibida la venta de bebidas alcohólicos y arrojar harina y espuma, añadió.

Luego del primer partido de Colombia en el Mundial, en Bogotá se registraron nueve muertes y 113.000 riñas, muchas de ellas azuzadas por la ingesta de licor, dijo el jefe policial, quien lamentó que en la ciudad “no sepan celebrar”.

“Se nos olvida celebrar bien, con calma, con mesura, con respecto. Muchas veces entendemos que celebrar es salir a las calles a golpear a cuanta persona pasa al lado, arrojarles maicena (fécula de maíz), espuma, sin saber si la gente quiere o no participar del evento”, agregó.

Por el contrario, en Barranquilla, que fue la sede del equipo durante la clasificación, la policía dijo que la situación era de “normalidad”.

La misma tranquilidad se respiraba en el departamento de Tolima, en el centro del país, que alberga varias fiestas y espera a medio millón de visitantes.

En el segundo municipio más grande de esta región, El Espinal, se llevará a cabo el afamado reinado nacional del San Pedro, que pone a bailar a lugareños y turistas a son de danzas típicas.

El gobernador del departamento, Luis Carlos Delgado, dijo que “a través de campañas se ha concientizado para que la alegría de un partido ganado por Colombia no se convierta en ofensas”.

Varios alcaldes del país han decretado el toque de queda para menores de edad desde seis de la mañana del sábado hasta las seis de la mañana del domingo para evitar desmanes.