Ecuador. Jueves 19 de enero de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Inundaciones extraordinarias en Louisiana y Mississippi

Foto: salemwebnetwork.com

HATTIESBURG, Mississippi, EE.UU. (AP) — Ante la crecida del río Leaf al norte de Hattiesburg, Mississippi, Rebbeca Bruce, de 26 años, y su prometido tomaron lo que pudieron y salieron del cobertizo donde vivían. El agua llegaba más de 2 pies desde el suelo dentro de la casa cuando se fueron, dijo Bruce.

Publicidad

“Lo perdimos todo”, dijo la mujer el sábado. “Tengo una bolsa llena de ropa sucia, y tuve suerte de conseguirlo”.

Bruce estaba entre la veintena de personas reunidas el sábado en un refugio de Cruz Roja en el Centro Comunitario del condado de Forrest, mientras arroyos y ríos seguían subiendo tras las lluvias torrenciales en el sur de Estados Unidos. En Mississippi se habilitaron otros ocho refugios y 24 en Louisiana.

Los chubascos, que forman parte de un sistema tormentoso que afecta a Louisiana, Mississippi, Arkansas, Tennessee y Alabama— sumergieron carreteras y autos, arrastraron puentes y obligaron a los vecinos a huir de sus casas.

Al menos tres personas murieron sólo en Louisiana. Las autoridades Mississippi seguían buscando a dos pescadores desaparecidos, pero no tenían noticias de muertes o lesiones, indicó Lee Smithson, responsable de la agencia estatal de emergencias, MEMA. Un agente de la policía del condado de Hancock fue hospitalizado después de que su auto patrulla cayera en una zanja el viernes por la noche, pero ya se está recuperando en su casa, indicó al Sun Herald el subjefe de policía Don Bass (http://bit.ly/1RGmhdZ ).

MEMA reportó daños importantes en 95 viviendas y daños menores en 277, a falta de recibir toda la información de 41 de los 82 condados del estado.

Mississippi afronta las inundaciones más generalizadas desde que el huracán Isaac dejara más de 60 centímetros de agua en todo el estado, indicó Smithson.

Sin embargo, señaló, “No ha sido un día tan duro como pensábamos que sería… Parece que las tormentas importantes previstas para el golfo de Mississippi no se han materializado”.

Publicidad