Ecuador. sábado 25 de noviembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Condenado a dos años de prisión brasileño que acosaba a mujeres en transporte

Foto Youtube

La Justicia de Sao Paulo condenó a dos años de prisión a un brasileño con un largo y notorio historial de agresiones sexuales a mujeres en el transporte público, las dos últimas cometidas la semana pasada, confirmaron hoy fuentes oficiales.


Publicidad

La decisión fue tomada por el juez Antonio de Oliveira y no se fundamentó en los últimos abusos sexuales cometidos por Diego Ferreira De Novais, de 27 años, si no en otro que protagonizó en 2013 en la capital paulista, señalaron fuentes judiciales.

La condena, dictada en la víspera por un delito contra la dignidad sexual, se refiere concretamente a un ataque en el que fue acusado de tocar las partes íntimas de una estudiante dentro de un autobús de transporte público.

El hombre llevaba detenido desde el pasado sábado, después de cometer “actos obscenos” contra una mujer, también en un autobús de Sao Paulo, señaló la Policía Militarizada de la mayor ciudad de Brasil.

El arresto se produjo en la misma semana en la que otro juez decidió ponerlo en libertad pese haber eyaculado sobre una mujer, de nuevo en un autobús, y justificó su decisión en que “la solución para el problema” que sufre De Novais “no es la prisión, sino un tratamiento psiquiátrico y psicológico”.

La puesta en libertad De Novais, envuelto en más de una decena de agresiones sexuales contra mujeres supuestamente realizadas en los últimos años, y su posterior arresto generó una ardua polémica en la sociedad sobre la impunidad patente en este tipo delitos en Brasil.

En las redes sociales se desató una campaña exigiendo castigo para el agresor, pues según un estudio publicado por la red Globo con base en los datos de la Secretaría de Seguridad Pública de Sao Paulo, 457 mujeres fueron violadas en lugares públicos en la capital paulista entre enero y julio de este año. EFE