Ecuador. sábado 25 de noviembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Detienen a cuatro sujetos por estafar con una web de brujería

REFERENCIA

Las autoridades paraguayas detuvieron a dos paraguayos y dos argentinos, uno de ellos menor de edad, sospechosos de pertenecer a un red de estafadores que operaba a través de “servicios de brujería y espiritismo” en internet, informó hoy la Fiscalía en un comunicado.


Publicidad

Los cuatro detenidos son sospechoso de ser propietarios de un dominio web paraguayo destinado a ofrecer esos servicios, de los que habrían sido víctimas unas 200 personas de todo el mundo, según las primeras pesquisas.

Los servicios que ofrecían en el portal de internet estaban relacionados con rituales espirituales, previo pago de las víctimas.

Una vez realizado el desembolso, los estafadores pedían a sus clientes filmaciones de contenido sexual por las que luego les exigían altas sumas de dinero para no difundirlas.

De esta forma, el grupo de estafadores llegó a embolsarse, supuestamente, 100.000 dólares, según el Ministerio Público.

Además, los detenidos pueden haber utilizado documentos falsos e imágenes de menores, por lo que las autoridades investigan la supuesta comisión de un delito de estafa por medios informáticos, extorsión y producción de documentos no auténticos.

Los dos paraguayos implicados fueron arrestados en la ciudad de Encarnación, en la frontera con Argentina, tras el allanamiento a dos viviendas, donde se encontraron dispositivos de almacenamientos que analizarán los forenses.

Por su parte, los dos argentinos fueron imputados por supuesta comisión de estafa por medios informáticos y extorsión, así como por la producción de documentos no auténticos.

Asimismo, las autoridades también han pedido la detención de dos mujeres argentinas.

Este operativo contó con la ayuda de la Fiscalía de Argentina y la asistencia de Estados Unidos, además de la coordinación del Ministerio Público y la Policía Nacional. EFE

(I)