Ecuador. Viernes 24 de Marzo de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Sacrificaron a una cría de bisonte por culpa de unos turistas

Las autoridades del Parque Nacional de Yellowstone (EEUU) se vieron obligadas a sacrificar a una cría de bisonte después de que unos turistas la metiesen en su camioneta y la llevasen a las oficinas del parque porque pensaban que tenía frío, indicó este lunes el diario local East Idaho News.

Publicidad

Los turistas, un padre y un hijo, pensaron que el bisonte estaba sufriendo frío y en peligro, por lo que debía ser rescatado. Pese a las buenas intenciones, la cría de bisonte tuvo que ser sacrificada finalmente al ser rechazada por la manada de bisontes, según el Servicio Nacional de Parques de EEUU. “La interferencia con gente puede causar que las madres rechacen a su prole”, señaló el Servicio en un comunicado.

“En este caso, los funcionarios del parque trataron de manera repetida de reunir a la cría con la manada. Estos esfuerzos fracasaron. La cría fue finalmente sacrificada porque fue abandonada y causó una situación peligrosa acercándose continuamente a los visitantes y autos en la carretera”, agregó la nota.

La cría del bisonte que tuvo que ser sacrificada.

La cría del bisonte que tuvo que ser sacrificada.

La agencia federal recordó que es “peligroso e ilegal” acercarse o alimentar a los animales en el parque. “En Yellowstone, esto no es un zoológico. Gestionamos un ecosistema”, apuntó Charissa Reid, portavoz del parque, que recordó que las normas indican que debe mantenerse una distancia de 20 metros de los bisontes. Los dos turistas fueron sancionados con una multa de 110 dólares.

En Yellowstone, uno de los parques nacionales más visitados de EE.UU. que se extiende en los estados de Montana, Idaho y Wyoming, viven casi 5.000 bisontes. La semana pasada, el presidente estadounidense, Barack Obama, declaró finalmente la designación del bisonte como el “mamífero nacional”, que pasó convertirse oficialmente en símbolo del país junto con el águila calva. (I)