Ecuador. lunes 25 de septiembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Fuerzas Aeroespaciales rusas recibirán más de 100 nuevas aeronaves en 2018

Las Fuerzas Aeroespaciales de Rusia (FAR) recibirán en 2018 más de un centenar de nuevas aeronaves, entre aviones y helicópteros, declaró hoy su comandante en jefe, general Víktor Bóndarev.


Publicidad

“Se trata de más de cien nuevos aparatos, más los que han sido modernizados. La renovación del parque avanza muy bien”, dijo a la prensa Bóndarev en la última jornada del Salón Aeroespacial Internacional (MAKS, por sus siglas en ruso), que se desarrolla en la afueras de Moscú.

El general destacó que la aviación ocupa un lugar importante en el programa estatal de renovación de armamento para el período comprendido entre 2018 y 2025.

“Todos entienden perfectamente el mundo avanza por la vía del desarrollo del componente aeroespacial. Allí hay nuevas tecnologías y avances. Y a final de cuentas todo esto influye en el desarrollo de la economía, de la industria”, explicó.

Según datos del Ministerio del Interior de Rusia, en los primeros cinco días de su decimotercera edición MAKS fue visitado por más de 330.000 personas, y se espera que otras 120.000 lo hagan en el curso del día de hoy, durante la jornada de clausura.

Cerca de 700 empresas de más de una treintena de Estados -con la presencia predominante del país anfitrión, representado por más de 500 compañías- se dieron cita en MAKS 2017, un salón que se celebra cada dos años y que sirve a Rusia para presentar al mundo sus principales innovaciones en el sector aeroespacial.

El MAKS es organizado por el Ministerio de Industria y Comercio de Rusia y la corporación estatal Rostec (Tecnologías Rusas), en la que se integran catorce grupos empresariales: once del complejo industrial-militar y otras tres civiles, incluidos los fabricantes de automóviles VAZ y KAMAZ.

Rostec fue creada hace diez años para agrupar bajo la misma dirección a la mayoría de las industrias rusas de alta tecnología, estratégicas para el país. EFE