Ecuador, viernes 19 de enero de 2018

Gobierno tiene plan de optimización de recursos en entidades públicas

Pabel Muñoz. Foto de archivo del Ministerio Coordinador de la Política.

QUITO, Ecuador (AP) — El gobierno ecuatoriano tiene listo un plan de optimización de recursos en entidades públicas para hacer frente a un recorte del presupuesto estatal causado fundamentalmente por la baja del precio del petróleo.


Publicidad

Pabel Muñoz, titular de Secretaría Nacional de Planificación y Desarrollo, encargado de dicho plan, dijo que “se ha desarrollado esta propuesta con distintos escenarios…unos pueden ser optimistas y otros muy conservadores”.

El presidente Rafael Correa adelantó el martes que para poner en práctica el plan “se debe coordinar una fecha para la presentación al ejecutivo”.

“Las instituciones (de gobierno) deben evolucionar con la sociedad. Deben aparecer o desaparecer de acuerdo a las necesidades de la sociedad. . Todavía no sabemos qué se puede optimizar, pero siempre hay lugar para eso”, explicó entonces el mandatario.

De acuerdo con los informes oficiales, Ecuador se ha visto en la necesidad de reducir en 2.200 millones de dólares su planificación presupuestaria, entre otras razones por la caída del precio del petróleo, principal producto de exportación del país, y la crisis económica mundial.

Son 35 entidades, ministerios y secretarías, las que forman parte del ejecutivo y que entraron en un proceso de “optimización institucional” que plantea, incluso, posibles fusiones dentro del aparato estatal.

Petroecuador, encargada de la comercialización de crudo, anunció ayer un proceso de “ajuste y austeridad total”. Su gerente, Carlos Pareja, en una entrevista en la radioemisora Atalaya, confirmó que ese ajuste establece “la optimización de procesos, priorización de gastos y ajuste de personal”.

Correa informó que Ecuador está produciendo petróleo a un costo de 39 dólares el barril, mientras su venta fluctúa en los 30 dólares.

Ecuador produce 538.000 barriles diarios de crudo, y bajo las circunstancias actuales registra pérdidas diarias de hasta tres millones de dólares. (I)