Ecuador, sábado 20 de enero de 2018

La CIDH critica “doble rasero” de Bolivia en el tema de derechos humanos

Montevideo, 14 may (EFE).- El secretario ejecutivo de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), Emilio Alvarez Icaza, criticó hoy el “doble rasero” que usan los Gobiernos de Bolivia y otros países latinoamericanos para evaluar las violaciones a los derechos humanos del pasado y del presente.


Publicidad

“Estamos viendo preocupantes reacciones de doble rasero. Para el pasado son unas fieras y para el presente una hipersensibilidad porque lo toman como ataque político”, afirmó Alvarez Icaza en Montevideo, durante una jornada académica.

“Hay dos raseros: cuando se les pone en la mesa violaciones en el presente, reaccionan diciendo que es un ataque político, diciendo que es un instrumento del imperio”, prosiguió.

“¿No estabas comprometido con los derechos humanos?, pues estás en el Gobierno, el Estado es el que viola los derechos humanos, hazte cargo, para eso estás allí”, agregó.

“No podemos hablar de derechos humanos solo para justicia transicional del pasado, tenemos que hablar de derechos humanos en el presente”, aseguró el titular de la CIDH.

En ese sentido recordó que Bolivia pidió recientemente la “intervención de buenos oficios de la Comisión para interceder por los tres soldados detenidos en Chile” en enero pasado acusados de cruzar ilegalmente la frontera común y liberados al mes siguiente con medidas cautelares.

“Hicimos uso de los buenos oficios. Un mes y medio después éramos una base militar”, se quejó.

Horas antes de que Alvarez Icaza hablara en Montevideo el presidente de Bolivia, Evo Morales, arremetía contra la CIDH durante la inauguración de la II Conferencia de Estados Parte de la Convención Americana sobre Derechos Humanos, organizada a instancias de ese país y Ecuador en la ciudad boliviana de Cochabamba.

Morales acusó a la Comisión de juzgar “sólo a los gobiernos y presidentes antiimperialistas” e insistió en la necesidad de reformar en profundidad la Organización de Estados Americanos (OEA).

Por otra parte, Alvarez Icaza indicó que, pese a los avances en la reducción de la pobreza y en el acceso a la educación en América Latina, en materia de seguridad la región sufre “una crisis brutal” que queda de manifiesto en la ineficiencia del sistema judicial y las carencias del sistema penitenciario.

“Es increíble que en la primavera democrática tengamos el colapso del sistema penitenciario como lo tenemos”, afirmó.

México, Nicaragua, Uruguay, Honduras y Brasil son los países más atrasados en ese terreno, en el que se dan situaciones como “celdas diseñadas para 4 personas con 48” o la muerte en un penal hondureño de 365 reos quemados “porque los tenían en bodegas” cuando ocurrió un incendio y “no había llaves”, indicó a modo de ejemplo.

“En el continente cabalga un espíritu de populismo punitivo y al final del día ni tenemos seguridad ni tenemos derechos”, se lamentó.

El representante de la CIDH también lamentó “el nivel de violencia contra los defensores de los derechos humanos”, que “en algunos casos está siendo de alarma” por la acción de “poderes fácticos”, dijo.

La violencia homofóbica también preocupa a la Comisión, que critica a la justicia de algunos países por usar como “atenuante de delitos penales” la figura del componente “pasional”. EFE