Ecuador, jueves 26 de abril de 2018

“Grip lit”, el nuevo género literario que atrapa a las chicas

María Rosa Jurado
Guayaquil, Ecuador

María Rosa Jurado.

Después de “Crepúsculo”“Bridget Jones” y “Cincuenta sombras de Grey”, hemos sido testigos del surgimiento de un  nuevo género literario, al cual la escritora irlandesa Marian Keyes definió como “grip lit”, abreviación de” Gripping psychological thrillers literature”  (fascinante literatura de de suspenso psicológico), que a su vez derivó del género “chick lit” (literatura para chicas).


Publicidad

Estas novelas de suspenso psicológico escritas y  protagonizados por mujeres jóvenes  y muy alejadas del estereotipo tradicional de la “damita indefensa”, han escalado rápidamente en los rankings de best sellers  y arrasado en las librerías.

Siendo las más destacadas autoras del “grip lit” inglesas, se me ocurre anotar que es curioso que Inglaterra sea tan pródiga en excelentes escritores de misterio, me pregunto si tendrá algo que ver la famosa niebla inglesa, después de todo, ya había sospechado algo así Oscar Wilde cuando dijo que “Londres es todo niebla y gente triste. No sé si es la niebla la que produce la gente triste, o si es la gente triste la que produce la niebla”. 

Al principio existía Agatha Christie, la “Reina del Crimen”, como se la conocía, y escritoras inglesas fantásticas como  Susan Hill, (autora de la aterradora “Dama de Negro”, cuya segunda versión cinematográfica fue protagonizada por el actor Daniel Radcliffe), también Mary Shelley, la autora de  “Frankenstein”, considerado un clásico de la novela gótica. Y luego en los noventa apareció J. K. Rowling, quien, mágicamente, puso al mundo entero a leer sus larguísimos y cautivantes libros.

Este nuevo fenómeno literario nos pone frente a una nueva cosecha de autoras jóvenes y talentosas como Paula Hawkings, Ruth Ware y Chloé Esposito

La revista ‘The Bookseller” señaló que el fenómeno de “Harry Potter” tiene mucho que ver con el éxito del “grip lit”, puesto que la mayoría de las lectoras de cerca de 30 años crecieron leyéndolo. Se dice que el género  nació con “Gone girl” (“Perdida”) de Gillian Flynn y se viralizó con “La chica del tren” de Paula Hawkins, uno de los libros más vendidos de la historia de Amazon.

La Chica del tren” (editorial Planeta, 2015),  es acerca de una mujer alcohólica, emocionalmente devastada, que cada mañana toma el tren de las 08:04 hacia su trabajo en Londres y que cuando el tren se detiene en cierto  semáforo, ella mira hacia la casa donde vive una pareja sobre la que fantasea. El libro vendió cinco millones de ejemplares en seis meses y se mantuvo 20 semanas en la lista de los libros más vendidos del New York Times. Se hizo una película en base al libro con Emily Blunt como protagonista.

Sobre ella “The Times” dijo: “Mi voto para el mejor narrador engañoso del año es para La chica del tren”. Paula regresó en el 2017 con “Escrito en el agua” (Planeta), sobre una mujer que debe regresar al pueblo donde vivió en su infancia para tratar de averiguar porqué su hermana apareció muerta en el río.

 “La mujer del camarote 10″ (2016), el segundo libro de Ruth Ware, (el anterior fue “En un bosque muy oscuro”, que tuvo excelentes críticas), es sobre una periodista que es invitada al viaje inaugural de un crucero de lujo por los fiordos noruegos,  y que en medio de la noche, a bordo del crucero, escucha cómo lanzan al agua el cuerpo de la pasajera del camarote vecino al suyo. La crítica ha aplaudido el ritmo narrativo trepidante que mantiene al lector prendido del libro hasta conocer el desenlace. Ha sido tan poderosa su narrativa que ya ella es considerada la  nueva reina del “grip lit”.

Si así llueve, que no escampe. Las nuevas escrituras de novela negra están haciendo las delicias de las lectoras y renovando la  forma en la que el mundo nos  percibe.

(0)