Ecuador. Miércoles 28 de septiembre de 2016
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Sanción a oficial por retuit antecedió al caso del capitán Edwin Ortega

Antes de recibir la sanción, Andrés García pidió a la Armada la disponibilidad del cargo. Francisco Verni

La falta que el teniente de navío Andrés García habría cometido en Twitter hacia el presidente Rafael Correa fue referida como “prueba” en la demanda que este último interpuso contra una decisión de la Armada en otro caso, informa Diario El Universo.

Publicidad

García, de 31 años, fue sancionado en junio pasado por un consejo de disciplina de la Marina que, al igual que el que juzgó al capitán de corbeta Edwin Ortega, valoró la jerarquía militar de Correa.

El mandatario citó el proceso que se siguió al primer oficial como uno de los “elementos probatorios” de la acción de protección que puso por la no sanción a Ortega.

Correa alegó que lo había ofendido en una respuesta vía correo electrónico.

El pasado miércoles, la jueza Vanessa Wolf aceptó la demanda y dispuso que un nuevo consejo de disciplina de la Armada juzgue a Ortega.

García anticipó que los marinos que emprendan esta tarea “van a tener un embrollo bastante fuerte”, porque tendrán que determinar qué “pesa más”: la resolución de la jueza o las normas de las Fuerzas Armadas.

Él opinó que tanto en su caso como en el de Ortega hubo ‘injerencias’ del Gobierno.

Y afirmó que en su juzgamiento ocurrió entre el primer consejo de disciplina que se instaló y el segundo.

Contó que el primero se conformó en febrero pasado por pedido del Ministerio de Defensa (en ese entonces dirigido por Fernando Cordero) y luego de que él había retuiteado un mensaje.

García dijo que compartió el tuit de un usuario que le habría contestado al presidente Correa, en esa red, cómo ahorrar dinero del Estado.

“Me pareció extremadamente cómico y le hice retuit”, comentó el oficial. Y destacó que el consejo lo absolvió por falta de pruebas.

Pero en junio nuevamente fue juzgado y finalmente sancionado “por haber ofendido” a la autoridad del presidente.

García rechazó haber escrito el tuit y cuestionó la supuesta prueba presentada por el Ministerio (ya para entonces era dirigido por Ricardo Patiño) y admitida por el consejo de disciplina.

Se trató de un certificado de un notario de Quito que daba fe de que él era el dueño de una cuenta en Twitter que, según García, fue creada para atribuirle responsabilidad.

“En el consejo de disciplina que me sancionó creo yo que hubo algún tipo de presión y no fue escuchada la advertencia del asesor jurídico (uno de los miembros de dicho consejo) en el sentido de que no había mérito para sancionarme”, aseveró el uniformado.

Las sanciones, que aún no se ejecutan pues deben ser revisadas por el Consejo de Oficiales Subalternos de la Marina, son 30 días de suspensión y separación del cargo. (I)

Publicidad