Junta militar toma el poder en Sudán tras derrocamiento del presidente

Civiles sudaneses celebran la salida del líder Omar al-Bashir tras una ola de protestas en su contra. Manifestantes también apoyaron la dimisión del ministro de Defensa Awan bin Auf, primer líder de la junta militar. Foto: EFE/EPA/STRINGER

Abdelfatah Al Burhan, el nuevo líder de la junta militar sudanesa, constituida ayer para dirigir al país tras el derrocamiento del presidente Omar al Bashir, ha tomado posesión en la noche del viernes, después de ser sido nombrado por su antecesor, Awan bin Auf, que ha estado en el cargo tan sólo 24 horas.

El general Abdelfatah al Burhan juró su cargo con el uniforme militar y frente a otro uniformado, tal y como mostró la televisión estatal sudanesa, que tal sólo retransmitió imágenes sin locución y sin ningún rótulo.

Esas imágenes fueron emitidas por la emisora estatal poco después de que apareciera en la pantalla el ministro de Defensa sudanés, Awad bin Auf, para dimitir de su cargo al frente del Consejo Militar Transitorio y designar a Al Burhan para sustituirle.

En un mensaje leído ante las cámaras, Bin Auf anunció que su decisión busca «preservar la unidad del Ejército» y «evitar grietas» en su seno.

Además de dimitir, ha apartado de su cargo al vicepresidente de la junta, Kamal Abdel Maaruf, que es el jefe del Estado mayor del Ejército sudanés.

Bin Auf había tomado posesión el jueves por la noche, pocas horas después de haber sido el encargado de anunciar a los sudaneses que las Fuerzas Armadas habían derrocado a Al Bashir y lo mantenían bajo arresto, en respuesta a casi cuatro meses de protestas en las calles contra el mandatario.

Los manifestantes y la oposición rechazaron desde el primer momento la creación de una junta militar y la propia figura de Bin Auf, y esta noche celebraron su dimisión en las calles de Jartum.

Las Fuerzas de la Libertad y el Cambio, coalición de partidos y grupos opositores, ha asegurado en un comunicado que seguirá adelante con las movilizaciones y con la acampada a las puertas de la sede de la comandancia del Ejército en la capital, hasta la entrega del poder a una autoridad civil y el levantamiento de las medidas de excepción.

El jefe del comité político de la junta militar, Omar Zein Alabidín, ha asegurado hoy en rueda de prensa que se traspasará el poder a un Gobierno civil al cabo de la etapa transitoria, que en principio duraría dos años. EFE (I)

az-se-fc/jsg

Paypal