Brasil ya coopera en investigación por militar detenido en Sevilla con drogas

El Ministerio de Defensa de Brasil «ya» colabora con las autoridades españolas en «todos los aspectos» de la investigación abierta tras la detención, en Sevilla, de un militar brasileño que al parecer transportaba un alijo de cocaína.

«Las autoridades de ambos países ya están colaborando para que este incidente sea inmediatamente aclarado y que, si se comprueba el delito, sea castigado con todo el rigor de la ley», dijo a Efe un portavoz del Ministerio de Defensa.

Ese departamento, que por ahora mantiene en reserva el nombre del suboficial detenido en Sevilla, ha iniciado una investigación propia y además, en un comunicado, ha expresado su «repudio» por «actos de esa naturaleza», en alusión al tráfico de drogas.

El militar detenido integraba el equipo de apoyo que el Gobierno brasileño ha enviado a la ciudad japonesa de Osaka, donde el jefe de Estado, Jair Bolsonaro, asistirá a la Cumbre del G20.

De hecho, el avión oficial en que Bolsonaro viajó la noche de este martes hacia Japón tenía previsto inicialmente hacer una escala para reponer combustible en Sevilla, pero esa parada técnica fue alterada luego y realizada en el aeropuerto de Lisboa, aunque se desconoce si eso fue debido al incidente.

La detención del suboficial fue admitida por el presidente Jair Bolsonaro, quien también ha ofrecido colaborar con las autoridades españolas a través de un mensaje divulgado por la red Twitter.

En su mensaje, Bolsonaro confirmó la detención en Sevilla de un militar perteneciente al «Ejército de aviación brasileño que portaba estupefacientes».

El mandatario, que es capitán de la reserva del Ejército, agregó que «las Fuerzas Armadas (brasileñas) tienen un contingente de cerca de 300.000 hombres y mujeres formados en los más íntegros principios de la ética y moralidad».

En Sevilla, fuentes de la investigación informaron a Efe este miércoles que el militar, de 37 años, fue interceptado en un control policial durante la escala que realizaba en el aeropuerto de esa ciudad española, cuando se encontró en su maleta una cantidad de cocaína que llegaría a 39 kilos. EFE

ed/rml

Paypal