Irán bombardea posiciones de grupos kurdos en la frontera con Irak

Milicias kurdas en Siria.

Los Guardianes de la Revolución de Irán anunciaron hoy que han bombardeado con misiles y aviones no tripulados posiciones de «grupos terroristas» en la frontera con el Kurdistán iraquí, donde tiene sus bases el movimiento separatista kurdo iraní.

Los ataques, que comenzaron el pasado miércoles, causaron la destrucción de varias bases de los grupos kurdos opuestos a Irán, que el Gobierno de Teherán considera terroristas, y «un gran número» de bajas en sus filas, según el comunicado publicado por este cuerpo militar de élite.

Esta ofensiva se produce después de que esta semana murieran tres efectivos de la Guardia Revolucionaria en un ataque terrorista en la ciudad de Piranshahr, en el noroeste de Irán, que las autoridades atribuyeron a un grupo separatista kurdo.

La nota explica que los bombardeos fueron «en represalia por los recientes ataques terroristas en zonas de las regiones del oeste y noroeste de Irán por parte de grupos antiiraníes afiliados a la arrogancia mundial (EEUU)».

La Fuerza Terrestre de los Guardianes indicó que ya había pedido al Gobierno de la región autónoma del Kurdistán iraquí que impida a los grupos terroristas establecerse en las zonas cercanas a la frontera común con Irán, pero – lamentó – estas advertencias no fueron escuchadas.

Los bombardeos tuvieron como blanco las bases y los centros de entrenamiento de los terroristas, que la nota no identifica pero que están vinculados al Partido Democrático del Kurdistán Iraní (PDKI).

Este partido ha estado implicado en otros ataques en los últimos años y, en respuesta, los Guardianes bombardearon en septiembre de 2018 su sede en el Kurdistán iraquí, matando al menos a nueve personas.

Los choques entre grupos separatistas kurdos y las fuerzas de seguridad son habituales en zonas fronterizas con Irak y Turquía, donde también hay una importante comunidad kurda.

Los kurdos son la minoría étnica más numerosa sin Estado propio, integrada por 30 millones de personas repartidas principalmente entre Turquía, Irán, Irak y Siria. EFE

Paypal