Juan Pablo Albán renuncia a la Judicatura y denuncia espionaje

El vocal del Consejo de la Judicatura, Juan Pablo Albán, en foto del 11 de septiembre de 2018. APIFOTO/DANIEL MOLINEROS

Juan Pablo Albán, que hasta hoy se ha desempeñado como vocal del Consejo de la Judicatura Transitorio (CJ-T) ha denunciado espionaje en el edificio del Consejo, y que él mismo ha sido víctima del mismo, según ha reportado el noticiero del UdlaChannel.

“Es evidente que no es solo a mi que me están escuchando lo que converso por el teléfono, o con quien me reúno y qué estoy diciendo en mis reuniones”, dijo Abán, al señalar que ha hecho ya esta denuncia en el seno del Consejo, semanas antes.

“A partir de eso, he podido constatar por funcionarios del propio Consejo de la Judicatura que, efectivamente, hay sistemas de cámaras aquí, hay micrófonos en los ascensores que se activan a partir de determinadas horas, y el propio Consejo de la Judicatura tiene en su propiedad equipos de escucha telefónica, pese a que de acuerdo a la ley a única entidad autorizada para realizar escuchas es la Fiscalía, previa autorización judicial”, ha detallado Albán.

“Esos equipos no los contrató el Consejo de la Judicatura transitorio. Ya estaban aquí. Se ne ha dicho que querían controlar a los jueces. Es igual de grave. En todo caso esa grabación distorsionada, incompleta que ha circulado, es una grabación de una conversación que yo tuve desde el teléfono de mi oficina“, dijo.

Albán también analizó la decisión del Consejo de Participación Ciudadana y Control Social Transitorio (CPCCS-T) de quitarle la potestad al CJ para evaluar a la Corte Nacional de Justicia. “Creo que la decisión que han tomado es razonable atendiendo a los tiempos, por otra parte sobre la decisión (…) creo que el CPCCS-T no podía quitarle sus facultades constitucionales al Consejo de la Judicatura porque esto va a generar inconvenientes”, afirmó.

Anunció además su salida del CJ aduciendo que se trata de una razón netamente personal “yo estoy en este momento en el proceso de complexión de mi disertación para el grado doctoral en una universidad de los Estados Unidos y se me autorizó una licencia que se ha terminado (…) esa es la razón central”.

“Me voy satisfecho de la experiencia porque creo que dentro de las instituciones públicas también es posible alzar la voz (…) no me voy ni amargado, ni pesimista, la verdad me voy esperanzado, yo siempre combatí en defensa de los derechos humanos desde las calles y en las salas de juicio. Esto para mí fue una primera experiencia”, sostuvo.

Además reiteró que él no ha sido presionado por ninguna autoridad para abandonar el cargo, ni tampoco porque se vaya “avergonzado de los incidentes que se han dado al interior del Consejo”.

  • Fuente Teleamazonas
Paypal