Ecuador. Viernes 2 de diciembre de 2016
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Turquía cierra 45 periódicos, 16 canales de TV y detiene a 47 periodistas

Esta semana se emitieron órdenes de arresto contra otros 42 periodistas, de los que 16 fueron detenidos para ser interrogados.

ANKARA, Turquía (AP) — Unos 1.700 oficiales han sido despedidos de las fuerzas armadas tras el fallido golpe de estado en Turquía, dijo la agencia noticiosa estatal Andalou el miércoles.

Publicidad

Anadolu agrega que el gobierno decidió cerrar decenas de organizaciones de prensa, incluyendo 45 periódicos y 16 estaciones televisivas.

El gobierno dice que un clérigo musulmán que vive en Estados Unidos es el autor intelectual del fallido alzamiento de una facción militar del 15 de julio, que dejó 290 muertos. Miles han sido arrestados por presuntos lazos con el golpe. Decenas de miles han sido purgados de instituciones estatales.

Las autoridades turcas ordenaron también la detención de 47 antiguos directivos o periodistas destacados del diario Zaman, supuestamente vinculado con el clérigo musulmán afincado en Estados Unidos al que el gobierno acusa de instigar el intento de golpe de Estado del 15 de julio, según la agencia estatal turca de noticias.

Al menos un periodista, el excolumnista de Zaman Sahin Alpay, fue detenido el miércoles, indicó la agencia Anadolu. Zaman, que estaba vinculado con el movimiento religioso de Fethullah Gulen, fue registrado e intervenido por el gobierno en marzo.

Esta semana se emitieron órdenes de arresto contra otros 42 periodistas, de los que 16 fueron detenidos para ser interrogados.

Turquía ha detenido a más de 13.000 personas en el Ejército, el poder judicial y otras instituciones en purgas desencadenadas tras el intento de golpe. Decenas de miles de empleados estatales con supuestos lazos con Gulen se han visto suspendidos de su empleo en sectores como educación, sanidad, administración municipal e incluso Turkish Airlines.

Gulen, que vive en Estados Unidos y dirige una red global de escuelas y fundaciones, ha negado varias veces cualquier conocimiento sobre el levantamiento.

La detención de periodistas y las purgas generalizadas de funcionarios han avivado el temor a una posible caza de brujas tras el violento intento de insurrección, en el que murieron unas 290 personas.

Publicidad