Ecuador. miércoles 13 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

El papa se dice ofendido por el mito y la publicidad

El despliegue publicitario creciente que lo rodea es considerado “ofensivo” por el papa Francisco, incluso cuando el Vaticano observa el aniversario de su elección con sellos conmemorativos, monedas y un video con tomas nunca vistas sobre su papado.

CIUDAD DEL VATICANO (AP) — El despliegue publicitario creciente que lo rodea es considerado “ofensivo” por el papa Francisco, incluso cuando el Vaticano observa el aniversario de su elección con sellos conmemorativos, monedas y un video con tomas nunca vistas sobre su papado.


Publicidad

En una entrevista con el periódico italiano “Corriere della Sera”, Francisco dijo que le disgusta la fabricación del mito que lo hace parecer un “súper papa” (como lo retrató recientemente un artista callejero) que por las noches se escabulle a alimentar a los pobres (como han insinuado algunos diarios).

Este miércoles apareció por primera vez un semanario italiano llamado “Mi papa”, dedicado al chismorreo sobre el pontífice. Es publicado por Mondadori, propiedad del imperio de medios de comunicación del ex primer ministro Silvio Berlusconi. Además, en la audiencia general alguien intentó darle una réplica de la estatuilla del Oscar con la inscripción “Oscar del Papa”.

“No me gustan las interpretaciones ideológicas, este tipo de mitología del papa Francisco”, indicó el pontífice a Corriere. “Si no me equivoco, Sigmund Freud dijo que en toda idealización existe agresión. Describir al Papa como una especie de Superman, una estrella, es ofensivo para mí.

“El Papa es un hombre que ríe, llora, duerme calmadamente y tiene amigos como todo el mundo. Una persona normal”.

Francisco observa su primer año de papado el 13 de marzo. En esa ocasión, el Vaticano emitió nuevas monedas y sellos. El video ofrecerá escenas del Papa saliendo de la Capilla Sixtina tras ser elegido y rezando en la vecina Capilla Paulina antes de salir al balcón de la Basílica de San Pedro para saludar al mundo con su ya famoso “buona sera.”

En la entrevista, Francisco dijo que él y el papa Benedicto XVI acordaron que el pontífice retirado no permanecerá oculto, y Benedicto participará más en la vida de la Iglesia, lo que está en línea con la idea del pontífice de que las personas mayores no deben recluirse en sus casas cuando tienen mucha experiencia qué ofrecer a las generaciones más jóvenes.

“El papa emérito no es una estatua en un museo. Es una institución”, dijo Francisco. “Hablamos y decidimos juntos que sería mejor si ve a la gente, sale y participa en la vida de la Iglesia”.