Ecuador. Lunes 24 de Julio de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Desbordamiento de los ríos Bulubulu y Amarillo amenazan unas mil personas

El río Bulubulu, el 7 de marzo de 2016, en foto de la Asociación de Municipalidades.

El desborde de los ríos Bulubulu y Amarillo, a causa de las intensas lluvias de la semana pasada, han alertado a las autoridades de Jujan, Durán, Milagro, Babahoyo y Urdaneta, que empiezan a considerar la posibilidad de declarar emergencias cantonales, ante el riesgo de inundaciones y aislamientos.


Publicidad

En Durán, provincia del Guayas, se registran los mayores problemas, y la maquinaria municipal ha tenido que restablecer el paso hacia los recintos Pocos Palos, La Zanja y El Gallinazo. El río Bulubulu ha aislado a unas 800 personas en la vía que conecta hacia Taura.

El Comité de Operaciones Emergentes (COE) ya está activo en Jujan el por el desbordamiento del río Amarillo, que ha afectado a 50 familias, cuyas casas y cultivos de arroz se inundaron.

En Milagro el nivel del agua no baja. Los barrios en Margarita II, Unida Norte, San José, Las Pozas siguen inundados.

“Sobre los muros que no forman parte del control de inundaciones, sino que son la defensa de los agricultores, hay mucha circulación de maquinaria pesada que causa asentamientos que a su vez permiten que el agua pase”, ha explicado el titular de la Secretaría Nacional del Agua (Senagua), Carlos Bernal, quien ha explicado los motivos por los que se ha desbordado el río pese al proyecto de control de inundaciones, que se inauguró en abril de 2015.

Bernal asegura que el proyecto está funcionando al 100% y que sin este sistema, los perjuicios serían mayores y afectarían a otras zonas como: La Troncal, Cochancay, Voluntad de Dios y la parte sur de El Triunfo .

Según el secretario, el proyecto ha disminuido la vulnerabilidad de las inundaciones en más de 120.000 hectáreas.