Ecuador, viernes 22 de junio de 2018

Competencia mundial de aguas finas en Quito

Fuentes de Tesalia, en Machachi, Pichincha, Ecuador. Foto de la web de Tesalia.

Desde este martes 22 de mayo, hasta el 23, se realizará en Quito y Guayaquil, respectivamente, la más importante competencia de aguas finas del mundo, la “Water Tasting Competition 2018”, organizada por la entidad norteamericana Fine Water Society.


Publicidad

La selección de nuestro país como anfitrión se debe a que en 2017, Agua Mineral Güitig fue reconocida en China como la mejor agua naturalmente gasificada del mundo, durante la competencia que tuvo lugar en la ciudad de Guangzhou.

María Isabel Parra, gerente de asuntos comerciales de Tesalia CBC conversó con La República a propósito del tema. Parra comenta que Güitig se envasa desde hace 109 años en Machachi; de inicio, agrega, “como un producto medicinal en una botella de cristal verde, debido a que tenía muchos minerales”.

Acerca del origen del nombre, afirma que la situación fue graciosa puesto que un alemán habría tomado un bocado del agua mineral de fuente, en ese entonces sin nombre, y habría dicho guten (que en alemán quiere decir bueno), pero al preguntarse entre los oyentes ecuatorianos de esa opinión, se respondieron, dijo güitig y así se quedó.

La Fine Water Society (Sociedad de Aguas Finas en español) eligió a Ecuador como sede de la competencia mundial de aguas finas, después de que el año pasado Ecuador ganara la medalla de oro en Guangzhou, China. Este año concursan 45 marcas de aguas finas de países como: Chile, Perú, Portugal, Alaska, Croacia, Colombia, Francia, China y Ecuador.

Parra asegura que en gran medida el éxito de esta agua, que compite este año en la categoría: mejor agua naturalmente gasificada, se debe a que su origen es 100% natural, nace en el Cotopaxi, recorre cinco montañas y se deposita en Machachi cuyo suelo es muy rico en minerales; además, se mezcla con el CO2 del suelo y de allí solamente se purifican las impurezas en la planta.

El evento se dividirá en dos jornadas: la competencia, que tendrá lugar en las instalaciones de la planta de Tesalia cbc, en Machachi, y la ceremonia de premiación que será en el Hotel del Parque, en el parque Histórico de Guayaquil el 23 de mayo. Agua Mineral Güitig concursará nuevamente, con la intención de que el premio se quede en casa este año.

El panel de jueces catadores para esta edición de la competencia está conformado por: Rita Palandrini, de Italia, Horacio Bustos de Argentina, Martin Riese de Alemania, Juan Carlos Ordóñez de Ecuador y Michael Mascha, estadounidense que fundó la Fine Water Society en 2008. La cata se realizará en la planta de Tesalia en Machachi el 22 de mayo y la premiación se hará en Guayaquil al siguiente día en Casa Julián.

Parra asevera que uno de los grandes aciertos de la competencia este año es haber visto potencial en los expertos de la cocina ecuatorianos, como es el caso de Juan Carlos Ordóñez, jurado en la contienda para este año y escogido por el mismo Michael Mascha, después de dirigir su atención al Ecuador tras la medalla de oro lograda en China en 2017.

Finalmente, agrega que los parámetros para elegir al ganador de esta competencia son estrictos: el tamaño de la burbuja, el cambio del sentido del gusto tras beber las aguas, etc. Las categorías de la competencia son:

* Agua con gas natural

* Agua con gas artificial

* Agua de origen glaciar

* Agua de origen montañoso

María Isabel Parra, gerente de asuntos comerciales de Tesalia CBC. Foto de Julio Flores, de Milimétrica.

Juan Carlos Ordóñez, jurado de la Water Tasting Competition 2018.

Texto de Andy Calero/LaRepública