Ecuador, martes 22 de mayo de 2018

Canciller Espinosa teme por la vida de Julian Assange

En esta imagen sin fechar, distribuida por Sunshine Press el 10 de mayo de 2016, el fundador de WikiLeaks, Julian Assange, posa con un gato en la embajada de Ecuador en Londres. (Sunshine Press/Wikileaks via AP)

La ministra de Exteriores de Ecuador, María Fernanda Espinosa, dijo hoy que su Gobierno tiene “temores fundados” de que la vida del fundador de Wikileaks, Julian Assange, “pueda correr peligro”, razón por la que se le seguirá ofreciendo refugio en la embajada de Londres.


Publicidad

“Sabemos que los pedidos de extradición no son públicos. No sabemos si existe o no (una amenaza) pero sí ha habido pronunciamientos del fiscal de EE.UU. y de un director de la CIA señalando que ven a Julian Assange como sujeto de una posible detención”, dijo hoy la ministra.

En declaraciones a varios periodistas a la salida de un encuentro del presidente Lenín Moreno con medios internacionales, Espinosa explicó que debido a la ley ecuatoriana y a los instrumentos internacionales, “estos casos delicados de personas protegidas internacionalmente (hay que) tratarlos con confidencialidad”.

Respondía a la pregunta de si Ecuador tiene constancia o teme un posible atentado a la vida del activista, naturalizado ecuatoriano en diciembre.

Y matizó que el refugio que le ofrece desde 2012 se debe a que Ecuador es “un país respetuoso de las derechos humanos” y de “todos los instrumentos internacionales que tienen que ver con asilo y refugio” de los que es signatario.

La justicia británica mantuvo hoy la orden para detener al activista australiano Julian Assange si abandona la embajada de Ecuador, a pesar de que Suecia retiró el pasado mayo la petición de extradición por acusaciones de supuestos delitos sexuales que pesaba sobre él.

La juez de la Corte de Magistrados de Westminster Emma Arbuthnot dictaminó ante una sala repleta de público que el fundador del portal WikiLeaks debe responder todavía por haber vulnerado los términos de su libertad condicional cuando se encerró en la legación diplomática.

En el encuentro con los medios, el presidente ecuatoriano insistió en que su país mantendrá la protección a Assange pese a que considera que es un “problema heredado” que “no resulta cómodo bajo ninguna circunstancia, para ningún país”.

Y mencionó que ha conversado del tema con el embajador de Estados Unidos en Quito, John Todd, al que ha transmitido la posición de que Ecuador tiene el derecho, como todo país, de proteger a las personas que considere, en estricto apego al derecho internacional. EFE