Ecuador. lunes 23 de octubre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Correa dice que tendrá que regresar como candidato a una Asamblea Constituyente

El expresidente ecuatoriano Rafael Correa ofrece una conferencia hoy, viernes 22 de septiembre de 2017, en la Universidad Nacional de Colombia en Bogotá (Colombia). Correa aseguró hoy que no descarta pedir una Asamblea Nacional Constituyente ante la situación que vive Ecuador por la consulta ciudadana que convocará el actual mandatario de ese país, Lenín Moreno, cuyo contenido presentará oficialmente el próximo 2 de octubre. EFE/Leonardo Muñoz

Rafael Correa, retirado temporalmente de la política en Bélgica, está dispuesto a regresar a Ecuador para impulsar una Asamblea Constituyente en medio de la feroz pugna que mantiene con el presidente y exaliado Lenín Moreno, reveló a la AFP en Bogotá. “No podemos hablar de una verdadera democracia. En función de eso quieren aprovecharse para hacer una consulta popular, derrumbar todo. Bueno, si eso es lo que quieren hacer vamos a una Asamblea Constituyente y vamos nuevamente a elección”, dijo también Correa a periodistas luego de dar una conferencia en la Universidad Nacional de Colombia,según relata un despacho de la agencia EFE.


Publicidad

El exmandatario cree que lo quieren meter preso, como -a su juicio- pretenden hacer con el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva en Brasil y destapó su carta en la insospechada crisis que fracturó al oficialismo en Ecuador: recuperar el poder a través de una Asamblea Constituyente. “También hay una persecución terrible, de legitimación de todo lo que hemos hecho, una serie de calumnias. Cada semana uno ve escándalos, la última cantinflada es que yo he estado manejando una cámara desde mi celular, tonterías”, añadió Correa, citado por EFE.

Correa se quejó también de los medios de comunicación. “Siempre los medios mercantiles estuvieron contra nosotros, pero (…) los medios públicos marginales existían para ser más objetivos, y sobre todo el Gobierno, que yo era un buen comunicador. Ahora no hay nada, el Gobierno es cómplice de los medios mercantiles, los medios públicos se los han entregado a la prensa mercantil”, aseveró.

A continuación, un resumen de la entrevista concedida por Correa a la AFP, la primera que concede en América Latina desde que terminó su mandato de diez años y dejó Ecuador el 10 de julio, prometiendo retirarse de la política por un tiempo.

¿Qué está pasando en Ecuador?

Es terrible, es tremendamente doloroso, tremendamente ingrato, tremendamente injusto. Esta gente está aplicando el programa de la oposición, nos está persiguiendo, nos está haciendo quedar como corruptos, como inútiles (….). Es una deslealtad, una ingratitud terrible y se atreven a decir que no están traicionando a la revolución cuando cuestionan el manejo económico, que ha sido extraordinario.

¿Piensa volver a la política?

Yo quería retirarme al menos por algunos años y probablemente de forma definitiva (…), pensaba retirarme y estaba tan calmado, que dije: ganamos gracias al pueblo ecuatoriano, (tenemos) mayoría en la Asamblea (legislativa), ganamos la presidencia y ahora es peor que si hubiera ganado la oposición.

Y si siguen destruyendo lo logrado, vamos a impulsar una Asamblea Nacional Constituyente, y si se impulsa esa Asamblea Nacional Constituyente, tendré que volver como candidato, eso me va a costar muchísimo a nivel familiar, pero entiendo claramente la responsabilidad que tengo ante la historia.

¿Qué pretende el gobierno?

“Buscan inhabilitarme como a Lula, buscan bajar (eliminar) la reelección indefinida, pero no solo eso: buscan meterme preso, es la judicialización de la política (…) Quieren hacer una consulta popular y no sabemos las preguntas todavía. (En) esa consulta muy probablemente pregunten por el cambio de autoridades de control, sobre todo el fiscal; cambian al fiscal, ponen un enemigo mío y Correa a la cárcel, eso es lo que están buscando, tenemos que tener las cosas claras”.

¿Y el vicepresidente Jorge Glas, que está bajo sospecha de corrupción?

“Conozco de toda la vida a Jorge Glas, hemos trabajado juntos, no solo que jamás ha robado un centavo, ha expuesto su vida para evitar que roben un centavo (…) No hay media prueba contra Jorge Glas, pero ya la prensa lo condenó (…) Si demuestran que Jorge Glas ha recibido 20 centavos, soy el primero en pedir que vaya a la cárcel, pero demuéstrenlo, pero no por odio hagan tanto daño”.

Pero las tensiones aumentaron con la decisión de Moreno de retirarle todas las funciones que había asignado al vicepresidente Jorge Glas, el mayor aliado de Correa, por su presunta relación con el escándalo de corrupción de la empresa brasileña Odebrecht.

¿Qué pasará con la política internacional de Ecuador bajo Moreno?

“Creo que pronto va a cambiar. Mire, de Moreno siempre supimos que era un tipo sin convicción, no sabíamos que era un traidor y un mediocre, (bueno) mediocre sí sabíamos un poco (…), pero no sabíamos que era tan desleal, tan malo, tan perverso (…) Todavía no cambia la política internacional en parte por la canciller (María Fernanda Espinosa), que tiene principios ideológicos, aunque se ha portado muy mal también.

Ahorita no quiere abrirse un nuevo frente interno (…) porque hay gente ideológica que quiere continuar con la política internacional soberana, latinoamericana (…), pero es cuestión de tiempo para que eso también cambie”.

“Nos jugamos la carta de la Asamblea Nacional Constituyente y yo regresaría al país como candidato”, enfatizó. (I)