Ecuador. jueves 23 de noviembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Federer avanza y será rival de Del Potro

El suizo Roger Federer saluda al público tras vencer a Philipp Kohlschreiber en la cuarta ronda del US Open, el lunes 4 de septiembre de 2017. (AP Foto/Kathy Willens)

4 sep (EFE).- El suizo Roger Federer, tercer cabeza de serie, dio otra exhibición de buen juego por segundo partido consecutivo al vencer esta noche por 6-4, 6-2 y 7-5 al alemán Philipp Kohlscreiber, trigésimo tercer preclasificado, y consiguió el pase a los cuartos de final del Abierto de Estados Unidos.


Publicidad

Federer, de 36 años, que busca su sexto título del Abierto, después de haber ganado cinco seguidos, confirmó que se encuentra de nuevo en su mejor momento de juego después de haber superado las dos primeras rondas con partidos de cinco sets, y está listo para enfrentarse al argentino Juan Martín del Potro, el gran héroe de la octava jornada del último torneo de Grand Slam.

El duelo en cuartos entre Federer y Del Potro será el vigésimo segundo duelo, con ventaja de 16-5 para el tenista suizo, que consiguió su último triunfo en la tercera ronda del pasado Masters 1.000 de Miami (6-3 y 6-4).

Federer, que consiguió el decimoctavo triunfo consecutivo en partidos de Grand Slam, tras haber ganado el Abierto de Australia y Wimbledon, sin haber participado en Roland Garros, dominó a Kohlscreiber para continuar con marca perfecta de 12-0 ante el jugador alemán, después de una hora y 49 minutos que duró el duelo.

Como sucedió en el partido anterior que protagonizó ante el español Feliciano López al que también eliminó en tres sets y una hora y 46 minutos, Federer mantuvo un gran saque y desde el fondo de la pista su resto, con golpes de revés y de derecha, fueron demoledores.

Federer solo cedió seis puntos con sus primeros cinco servicios y al hacer un “break” eso fue todo lo que necesitó para quedarse con la primera manga y comenzar la exhibición ante Kohlschreiber, que nada podía hacer por contrarrestar el mejor tenis del ganador de 19 torneos de Grand Slam.

El resto del partido fue más de lo mismo, sin nada nuevo que resaltar, con la excepción que ambos tenistas mantuvieron el saque hasta el décimo juego (5-5) para luego hacer el “break” y cerrar la victoria con su servicio.

Federer sólo cedió 13 puntos en los 15 juegos que tuvo su saque y no dio ni una oportunidad a Kolhscreiber para que le hiciese un break.

“No conocía las estadísticas, pero si que no había perdido mi saque y eso era algo que me sucedía por primera vez en el torneo, lo que me deja con una gran satisfacción porque luego con un solo break que puedas hacer consigues la victoria”, valoró Federer, en la pista, nada más concluir el partido. (D).