Ecuador. Viernes 18 de Agosto de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Andrew Garfield se gana a la crítica con “Angels in America”

Andrew Garfield, foto NewNowNext

LONDRES (AP) — Una obra de teatro emblemática de finales del siglo XX, “Angels in America”, se desarrolla en un Estados Unidos profundamente dividido acosado por premoniciones apocalípticas que a más de dos décadas de escrita la hacen sentir totalmente relevante.


Publicidad

La obra de Tony Kushner cuyo título completo en español es “Ángeles en América: Una fantasía gay sobre temas nacionales”, ha regresado en una producción con llenos totales en el Teatro Nacional de Londres. Se desarrolla en medio de la crisis por el sida de la década de 1980, la “Revolución de Reagan” y el final de la Guerra Fría, pero no se siente como una obra de época.

El drama épico, compuesto por dos obras: “Millennium Approaches” y “Perestroika”, que duran casi ocho horas en total, es el acontecimiento teatral del año en la capital británica, con un elenco estelar que incluye a al actor nominado al Oscar Andrew Garfield y al galardonado con el Tony, Nathan Lane.

El Daily Telegraph le dio a la producción cinco estrellas el viernes mientras que el crítico Dominic Cavendish la calificó como una “sensación de principio a fin”. Cavendish señaló que Garfield, nominado al Premio de la Academia este año por “Hacksaw Ridge”, “logra una de las mejores actuaciones de su carrera” como Prior Walter, un joven neoyorkino diagnosticado con sida que lucha ante el temor y visiones angelicales.

El Evening Standard dijo que el “el auténtico alcance narrativo de la obra puede ser hilarante y lleno de humor negro”.

La voz disonante fue Ann Treneman del Times of London quien dijo que había “algunos momentos de tedio”, en la producción cuyo ritmo “es glacial por momentos”. Pero se sumó a los otros críticos al reconocer al elenco que interpreta a los fallidos y profundamente humanos personajes de Kushner.

El elenco, casi completamente británico, incluye a James McArdle como el remordido Louis, que abandona a Prior cuando más lo necesita, Russell Tovey, quien interpreta al reprimido abogado mormón Joe Pitt; y Denise Gough como su esposa Harper, adicta al valium.

Lane, un veterano de Broadway, debuta en el Teatro Nacional como Roy Cohn, un abogado de la vida real que enjuiciaba a comunistas para el senador Joseph McCarthy y tuvo gran poder en Nueva York y Washington. También fue mentor de un famoso empresario de bienes raíces llamado Donald Trump, y a pesar de que ese hecho es mencionado en el libreto, le da a la obra una dosis extra de resonancia en la actualidad.

El Cohn de ficción de Kushner es a la vez monstruoso y una gran fuerza estadounidense en la obra. Michael Billington de The Guardian dijo que Lane era “magnético” en el papel, mientras que Cavendish dijo que era “excelso … como un cachorro en un minuto y como un Rottweiler al siguiente”.

Pero por encima de todo “Angels in America” es grande, un gran drama que cuestiona, es irónico, se burla, es operístico y heroico. En su corazón está constante lucha en la historia estadounidense entre el impulso por echar raíces y construir paredes y el impulso por el movimiento y por mezclarse.

En su reseña de cinco estrellas para el Evening Standard de Londres, Henry Hitchings dijo que la obra “en vez de parecer vieja parece duramente de actualidad en su escrutinio a la intolerancia, a la migración, a los valores religiosos y a los ideales nacionales”.

Hacia el final de la obra Prior da una luz de esperanza: “El mundo sólo gira hacia adelante”, pero al verlo ahora el público quizá no estaría tan seguro.

“Angels in America” se presentará hasta el 19 de agosto y será transmitida en cines del mundo a partir del 20 de julio como parte de las series en vivo del Teatro Nacional.

(F)