Ecuador. sábado 16 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Ernesto Cardenal lamenta el “retroceso” que causa la “dictadura” en Nicaragua

SAN JOSÉ (COSTA RICA), 18/9/2015- El escritor nicaragüense Ernesto Cardenal (c) participa hoy, viernes 18 de septiembre de 2015, en la inauguración de la Feria Internacional del Libro en San José (Costa Rica). El poeta nicaragüense Ernesto Cardenal destacó hoy en Costa Rica que la región latinoamericana ha tenido un "verdadero progreso" en la literatura, mientras que Nicaragua ha estado marcada por un "retroceso en la política" con su "dictadura". EFE/Jeffrey Arguedas

San José, (EFE).- El poeta nicaragüense Ernesto Cardenal destacó hoy en Costa Rica que la región latinoamericana ha tenido un “verdadero progreso” en la literatura, mientras que Nicaragua ha estado marcada por un “retroceso en la política” con su “dictadura”.


Publicidad

“Siempre ha sido una región de verdadero progreso, no de retroceso como lo tenemos en política, volviendo a la época de la dictadura. Todavía en Nicaragua tenemos dictadura y no me puedo extender mucho en eso porque no tenemos la libertad de hacerlo, con eso lo digo todo”, aseveró Cardenal en una entrevista con medios de comunicación internacionales.

El escritor y sacerdote de 90 años, quien se encuentra en Costa Rica como invitado de honor de la XVI Feria Internacional del Libro, resaltó que, sin embargo, existen países que han demostrado tener una democracia consolidada.

“Hay países que tienen una democracia muy consolidada como Costa Rica, y otros que tienen su liberación económica y su liberación del imperio norteamericano, como Cuba, un país independiente, que podrá tener sus defectos graves, pero es libre y hace lo que quiere y dice lo que quiere”, afirmó el poeta.

El nicaragüense añadió que otros países de la región se encuentran en la misma línea de la revolución cubana, “lo cual es una revolución para mí también, yo pertenezco a aquellos que creen en la revolución”.

El escritor aseguró que a las sociedades actuales les faltan vivir más “sin fronteras, sin limitaciones, un planeta como Dios nos creó”.

Cardenal, quien ha sido un crítico de la iglesia católica, lo que le valió una amonestación pública en 1983 por Juan Pablo II por ser ministro sandinista y simpatizar con la Teología de la Liberación, expresó que el papa Francisco ha hecho una “revolución” en el Vaticano.

“Es una revolución lo que está haciendo en el Vaticano, una muy difícil revolución, y con eso es una revolución de la Iglesia y del planeta. Él (papa Francisco) también está insistiendo mucho en que no hayan fronteras, busca una mayor igualdad. Es un papa argentino, de nuestra Latinoamérica”, puntualizó Cardenal.

El autor de “Epigramas”, “Canto cósmico”, “Oración por Marilyn Monroe” y “La Revolución perdida”, es uno de los poetas vivos más reconocidos del habla hispana.

Cardenal, quien tuvo que ser hospitalizado en su país en el pasado mes de marzo tras sufrir una “fuerte gripe”, expresó que no tuvo “ningún problema serio”, sino síntomas “que ya no pueden ser más graves que la edad”.

Tras ser consultado sobre su tiempo libre, indicó que ahora se dedica a leer y dijo que no se explica cómo existe gente que no lee.

“Yo ahora solo leo, casi no escribo porque no hay mucha cuestión nueva que tenga que decir, ya he escrito bastante y ahora solo leo. Es más fácil leer que escribir”, dijo

El poeta recibirá hoy en la Antigua Aduana, ubicada en San José, un homenaje por su trayectoria y presentará una antología de su trabajo.

Cardenal formó parte de una generación que compartió la educación jesuita, el compromiso social ante los acontecimientos políticos de Nicaragua y las influencias literarias de la poesía de habla inglesa y la poesía vanguardista latinoamericana.

Cardenal ganó el Premio Reina Sofía 2012 de Poesía Iberoamericana también ganó el Premio Iberoamericano de Poesía Pablo Neruda 2009 y fue nominado al Premio Nobel de Literatura 2010.

Cardenal fue ministro de Cultura en los primeros años del Gobierno sandinista, pero luego junto a otros intelectuales como el exvicepresidente Sergio Ramírez, se alejó de ese colectivo por no estar de acuerdo con la forma en que dirigían sus destinos. EFE

(I)