Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Kurdos arrebatan a yihadistas control de pueblos cristianos

Beirut, 25 feb (EFE).- Las fuerzas kurdas arrebataron hoy al grupo radical Estado Islámico (EI) el control de varios pueblos en la provincia siria de Al Hasaka (noreste), donde los yihadistas irrumpieron hace dos días y secuestraron a un centenar de asirios, un grupo étnico de credo cristiano.


Publicidad

Naser Hach Mansur, portavoz del departamento de Defensa de la región autónoma kurdo siria de Al Yazira, donde se ubica Al Hasaka, explicó a Efe por teléfono que las fuerzas kurdas se hicieron con el dominio de las localidades de Tal Shamiram, Tal Hurmuz y Tal Nasari, donde vivían los asirios secuestrados.

“El avance es lento pero constante”, indicó el responsable kurdo sirio.

Los kurdos también han tomado el control de parte de la población de Guinish, en poder de los extremistas y cuyos habitantes son, en su mayoría, musulmanes suníes.

Mientras, prosiguen los combates en las inmediaciones de Tal Tamr.

El Observatorio Sirio de Derechos Humanos indicó que en Guinish los radicales han quemado ocho casas y una escuela, mientras que en Tal Shamiram una iglesia ha sido destruida parcialmente por fuego provocado por los combatientes del EI.

Entretanto, se desconoce el paradero exacto de los rehenes asirios capturados por los yihadistas.

El Observatorio apuntó que han sido llevados a la zona de Yabal Abdelaziz, al sureste de Tal Tamr, mientras que el presidente del Movimiento Patriótico de Asiria, Ashur Giwargis, aseguró a Efe que solo los hombres han sido conducidos a esa área.

Mansur, por su parte, reveló que, de acuerdo a los datos de que dispone, algunos rehenes habrían sido trasladados a Hauiya y de allí a la población de Shadadi, bajo control del EI y en la frontera entre Al Hasaka y la provincia de Deir al Zur.

Tampoco se sabe la cifra precisa de secuestrados, entre los que hay mujeres y menores. Según el Observatorio, serían unos 90, aunque fuentes asirias apuntan que podrían alcanzar los 150.

En Al Hasaka habita la mayor parte de los asirios de Siria, un grupo étnico de mayoría cristiana que también vive en Irak y Turquía.

Antes del inicio del conflicto en Siria, en marzo de 2011, había 200.000, aunque ahora solo quedan entre 15.000 y 20.000 en este país, de acuerdo con los datos proporcionados por Giwargis.

Su idioma, el asirio, es una mezcla de acadio, una antigua lengua de Mesopotamia, y de arameo, que también se usa en la liturgia.

Son cristianos y siguen a las iglesias caldea, siriaco-ortodoxa y la asiria del Este.

El secuestro coincide con una ofensiva de las Unidades de Protección del Pueblo -milicias kurdas sirias- para arrebatar al EI regiones ricas en petróleo y gas de Al Hasaka.

Los asirios viven en una treintena de pueblos en la ribera sureña del río Jabur, en Al Hasaka, mientras que los kurdos habitan en el lado septentrional. EFE