Ecuador. Martes 23 de Mayo de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Correa sobre Oxy: “prácticamente ya se ha logrado un acuerdo de pago”

El presidente Rafael Correa entrevistado por la cadena Telesur. Foto: Carlos Silva/Presidencia/Archivo

El presidente Rafael Correa adelantó este viernes que “prácticamente” se ha logrado un acuerdo de pago con la petrolera estadounidense Occidental (Oxy), a la que se debe desembolsar unos 1.400 millones de dólares a tenor de una decisión arbitral internacional.

Las conversaciones con Oxy están muy avanzadas y prácticamente ya se ha logrado un acuerdo de pago“, dijo Correa en un diálogo con periodistas en la Amazonía del país.

Correa recordó que un tribunal ordenó a Ecuador pagar “cerca de mil millones (de dólares) más intereses, eso es como 1.400 millones” de dólares, dijo.

A principios de mes, cuando se conoció el fallo del tribunal, el procurador del Estado ecuatoriano, Diego García, destacó la defensa jurídica del caso, pues, según dijo, lograron una reducción aproximada del 68 % de la demanda inicial presentada por Oxy, que ascendía a 3.370 millones de dólares.

El proceso comenzó en 2006, cuando Oxy demandó a Ecuador ante el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativo a Inversiones (Ciadi) después de que el Gobierno ecuatoriano declarara la caducidad de un contrato de explotación en un zona petrolera en la Amazonía por haber cedido, sin avisar al Estado, el 40 % de sus derechos a la compañía AEC, una filial de la canadiense Encana.

El Gobierno ecuatoriano, tras la salida de Occidental, asumió las operaciones del campo que operaba, lo que para la petrolera fue una especie de confiscación de sus activos y una supuesta violación al Tratado Bilateral de Inversiones (TBI) con Estados Unidos.

Correa ha criticado que “tratan la caducidad por incumplimientos legales, como confiscación. ¡Otro atentado a nuestra soberanía!”.

El presidente considera que el Ciadi, dependiente del Banco Mundial, no debía tramitar el caso al tratarse de un asunto de caducidad del contrato, que no forma parte de los TBI. EFE (I)