Ecuador. domingo 17 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Pérez Molina y Correa comparten visiones para enfrentar al crimen organizado

Ciudad de Guatemala, 19 de agosto de 2014.- El Presidente de la República, Rafael Correa mantiene una reunión con Otto Pérez, en el Palacio Nacional de la Cultura. Foto: Santiago Armas/Presidencia de la República.

Guatemala, 19 ago (EFE).- El presidente de Guatemala, Otto Pérez Molina, y su homólogo ecuatoriano, Rafael Correa, compartieron hoy métodos para enfrentar al crimen organizado y reforzaron la relación entre ambas naciones durante una reunión bilateral en el país centroamericano.


Publicidad

Correa llegó a Guatemala después de la media noche del lunes para una visita de casi 24 horas, y cuya agenda incluyó una cátedra magistral en el V Foro Regional Esquipulas, además de la reunión bilateral con Pérez Molina.

El presidente guatemalteco precisó en rueda de prensa junto a Correa, en el Palacio Nacional de la Cultura, que la conversación entre ambos giró en torno a temas seguridad y el reforzamiento de las relaciones entre ambos países.

“Hemos platicado junto con nuestros ministros de seguridad acerca de la relación entre agencias en temas de seguridad, además de la policía comunitaria de Ecuador y el sistema que maneja”, explicó Pérez Molina.

El mandatario indicó que también abordó junto a Correa la temática de la próxima asamblea extraordinaria de la Organización de Estados Americanos (OEA), que se realizará en Guatemala en septiembre próximo centrada en nuevas políticas para enfrentar el narcotráfico.

“Coincidimos muchísimo en la posición para enfrentar el tema de las drogas. Platicamos sobre eso y otros temas. Pero lo importante es que hemos fortalecido las relaciones entre los dos países”, agregó Pérez Molina, quien recordó que se están cumpliendo 125 años de relación diplomática, política y comercial entre ambas naciones.

Correa afirmó sentirse “impactado” por el “cariño” que recibió en Guatemala y recordó que “por miopía histórica” antes Suramérica miraba al norte “y se olvidaba de ver a Centroamérica”.

El gobernante ecuatoriano mostró su satisfacción porque en el presente se han reforzado los nexos entre su país y el istmo, especialmente con Guatemala.

Correa también destacó que en la charla con Pérez Molina discutieron principalmente sobre “la lucha contra el crimen organizado y las drogas”.

Específicamente, el presidente ecuatoriano explicó el interés de Guatemala en conocer acerca de las reformas que ha hecho su país al cuerpo de policía local.

“La policía tenía una estructura militar y se ha transformado a una policía comunitaria, donde el agente es del mismo barrio (que vigila). Eso ha tenido resultados importantes”, manifestó Correa.

Durante la mañana, Correa había participado como principal orador en el V Foro Regional Esquipulas, que discute sobre un nuevo modelo de desarrollo. Durante su discurso, criticó al capitalismo y advirtió que la “pobreza es la peor forma de violencia”.

Después, Correa almorzó junto a Pérez Molina y los expresidentes de Guatemala Vinicio Cerezo y Álvaro Arzú. Éste último es el actual alcalde de la Ciudad de Guatemala.

Por la tarde, el mandatario suramericano cambió la rosa de la paz en el Patio de la Paz, un monumento instalado en el Palacio Nacional de la Cultura que conmemora la firma de los acuerdos de paz el 29 de diciembre de 1996.

Correa concluyó su agenda con la inauguración de la Plaza Ecuador en la Avenida de las Américas de la Ciudad de Guatemala, situada en al sur de la capital del país centroamericano, previo a partir de vuelta a Ecuador en la noche del martes. EFE