Ecuador. Sábado 3 de diciembre de 2016
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Paraguay decomisa jet proveniente de Guayaquil por contrabando de lingotes de oro

Lingotes de oro

Las autoridades de Paraguay investigan la procedencia de un cargamento decomisado en Asunción de casi 500 kilogramos en lingotes declarados como bronce, pero que han confirmado que contienen una mezcla de oro.

Publicidad

El caso se inició el jueves 4 de agosto, cuando aterrizó en la principal estación aérea de Paraguay, procedente de Guayaquil, Ecuador, un jet privado Gulfstream III, con matrícula N111FA de Estados Unidos, según reporta el diario ABC Color.

La nave estaba al mando de los pilotos estadounidenses Edward Knapp y George Taylor, y como pasajeros figuraban el también estadounidense Mark Daniels, el belga Mark Didier y los mexicanos Juan Jartamillo, Juan Ontiveros y José Salazar.

Supuestamente, los extranjeros compraron ese mismo día, en Ciudad del Este, 480 kilos de lingotes de bronce, por un monto que oscilaría los 500.000 dólares. La mercancía fue embarcada al día siguiente con documentos de la empresa exportadora Cristal Esteño SA y con las gestiones del despachante Ricardo Castro Vera, de acuerdo con los informes proveídos por la Policía y por las autoridades del aeropuerto.

Sin embargo, algunas inconsistencias en las documentaciones activaron el perfil sospechoso sobre la mercancía, que entonces fue retenida justo antes de que el avión jet volviera a despegar de Paraguay. Una docena de cajas contentivas de esos lingotes fueron incautadas porque a las autoridades aeroportuarias les llamó la atención que fuera alquilada una aeronave para trasladar solo bronce.

Desde hace una semana, los lingotes ya venían siendo revisados, ante las sospechas de que lo que supuestamente es solo bronce, en realidad sería una mezcla con oro puro. El departamento Contra Delitos Económicos y Financieros de la Policía, con consentimiento del administrador del aeropuerto, Rubén Aguilar, abrió nuevamente las cajas que contenían los lingotes y comunicó el caso al Instituto Nacional de Tecnología, Normalización y Metrología (INTN). Esta institución ahora va a examinar el metal para determinar qué material es específicamente, debido a que se cree que el bronce fue fundido con el oro, para camuflar el contrabando a gran escala de este último elemento. De acuerdo con el plan de vuelo estipulado, el avión norteamericano debía ir con la mercancía hasta Panamá y después aterrizar en Hong Kong, donde el precio total del metal, en caso de que sea oro, superaría los 2.500.000 dólares.

El jet fue incautado. (I)

Publicidad