ONU pide diálogo a Colombia y Venezuela para evitar una guerra

Miembros de las Fuerzas Armadas Bolivarianas de Venezuela toman parte del inicio de los ejercicios militares en la frontera con Colombia este martes, desde el Aeropuerto Nacional Francisco García de Hevia, en la localidad de La Fría, estado Táchira (Venezuela). El pasado miércoles el gobernante venezolano, Nicolás Maduro, ordenó el despliegue de tropas en la frontera de Venezuela con Colombia y la puesta en marcha de un sistema de misiles luego de declarar el martes una alerta en toda esa zona. Las maniobras se llevarán a cabo desde hoy y hasta el 28 de septiembre en los estados Zulia, Táchira Apure y Amazonas, territorios que conforman los 2.219 kilómetros de frontera colombo-venezolana. EFE/ Johnny Parra

El secretario general de la ONU, António Guterres, pidió este miércoles a Venezuela y Colombia diálogo para tratar de rebajar la tensión, sobre todo tras el inicio de maniobras militares venezolanas en la región fronteriza.

«Hemos visto las informaciones de ejercicios militares. Esperamos que a través del diálogo los dos países puedan encontrar una forma de rebajar las tensiones existentes», dijo Guterres a través de su portavoz, Stéphane Dujarric.

Venezuela comenzó este martes sus maniobras con un despliegue de tropas y armamento en los límites con Colombia, con quien protagoniza actualmente una fuerte escalada de la tensión.

Las relaciones entre los dos países, muy complicadas desde hace tiempo, atraviesan nuevo pico de tensión diplomática desde que el presidente venezolano, Nicolás Maduro, anunciara que desplegará un sistema de misiles antiaéreos en la frontera y ordenara los ejercicios militares.

En respuesta, el presidente colombiano, Iván Duque, dijo que Maduro no debe salir con «bravuconadas» e insistió en que el líder chavista protege a los cabecillas del Ejército de Liberación Nacional (ELN) al igual que a alias «Iván Márquez», «Jesús Santrich» y otros mandos de la desmovilizadas FARC que abandonaron el proceso de paz colombiano y retomaron las armas.

Las relaciones entre Colombia y Venezuela están rotas desde febrero pasado y la frontera de 2.219 kilómetros es escenario de constantes problemas que nunca han llegado al enfrentamiento militar.

Por ahora, el inicio de las maniobras militares se ha desarrollado con calma en la frontera, con el Gobierno colombiano subrayando que no caerá en las «provocaciones» de Maduro. EFE