Ecuador. domingo 17 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Maduro coloca la relación y el comercio con Portugal en el nivel “más alto”

Lisboa, 18 jun (EFE).- El presidente venezolano, Nicolás Maduro, elevó hoy las relaciones con Portugal a su nivel “más alto” en una primera y breve visita a este país en la que se firmaron acuerdos por unos 5.000 millones de euros (6.700 millones de dólares).


Publicidad

“El presidente Hugo Chávez soñó con una relación estrecha y fuerte Portugal-Venezuela”, declaró Maduro en alusión al impulso que dio el fallecido líder latinoamericano a la relación con el pequeño país europeo cuando lo gobernaba el socialista José Sócrates.

El jefe de Estado venezolano agradeció hoy al actual primer ministro luso, el conservador Pedro Passos Coelho, que haya mantenido “esta opción de cooperación”, que desembocó hoy en la suscripción de catorce convenios para que empresas portuguesas acometan proyectos de desarrollo en la nación suramericana.

La constructora lusa Teixeira Duarte realizará la que Maduro calificó de “obra más importante de ingeniería para los próximos años”, una nueva autopista de acceso a Caracas que unirá la capital con el mayor puerto del país, La Guaira, y el principal aeropuerto, Maiquetía.

La vía, que según medios estatales lusos supone un contrato de más de tres mil millones de euros para la constructora portuguesa, debe estar lista en 2017 e incluirá nueve túneles en su trazado.

“En cuatro años hemos logrado colocar las relaciones en el nivel más alto que jamás hayan tenido Portugal y Venezuela”, resumió Maduro tras asistir a la firma de los convenios que cerró su estancia en Lisboa.

Entre los acuerdos figura la entrega de varios miles de viviendas prefabricadas de factura portuguesa para áreas en desarrollo de Venezuela, así como el suministro de alimentos, medicinas, componentes electrónicos y otros bienes de consumo.

Lisboa y Caracas también ratificaron su acuerdo sobre cooperación naval, que incluye la construcción, en los astilleros estatales de Viana do Castelo, de dos buques asfalteros para la petrolera estatal venezolana, PDVSA, un encargo que hizo Chávez a finales de 2010 en la que fue la última de sus varias visitas al Portugal de Sócrates.

El nuevo y ampliado marco de cooperación económica entre los dos países también prevé que dos de los principales bancos lusos, el Espirito Santo (BES) y el Banif, con sede en Madeira, incrementen sus actividades y proyectos financieros en Venezuela.

Passos Coelho se mostró tan satisfecho como Maduro por los acuerdos y las posibilidades que aun se abren a la cooperación bilateral y citó entre ellas la presidencia del Mercosur que asume Caracas el mes próximo.

El líder conservador luso destacó la importancia de que el bloque suramericano y la UE alcancen un acuerdo económico, que sería “histórico”.

“Es muy importante que ambos países trabajen en conjunto para que ese acuerdo entre los dos lados del Atlántico pueda confirmarse lo mas rápidamente posible”, manifestó.

Entre los convenios firmados hay también protocolos sobre turismo, tecnología, agroindustria, procesamiento de desechos urbanos, construcción civil, energía, infraestructuras y cultura, ámbito esté último en el que hizo mucho énfasis Maduro.

El presidente venezolano resaltó “el clima de confianza política, económica y humana, que al final es el que engloba todas las confianzas si se trabaja en base al respeto”.

“Nos vamos muy satisfechos”, concluyó el político latinoamericano.

Además de la firma de los convenios, la estancia del presidente venezolano, que llegó procedente de Italia y siguió viaje a París, incluyó entrevistas con Passos Coelho y con el jefe de Estado portugués, el también conservador Aníbal Cavaco Silva. EFE

Nicolas Maduro y Pedro Passos Coelho.

Nicolas Maduro y Anibal Cavaco Silva.