Ecuador. viernes 15 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Puerto Rico no pagará deuda por 94 millones de dólares que vence el sábado

El secretario de la Gobernación de Puerto Rico, Víctor Suárez, dijo hoy que la entidad estatal de la Corporación para el Financiamiento Público (PFC) no podrá hacer frente al pago de deuda por 94 millones de dólares que vence el próximo sábado, 1 de agosto.


Publicidad

“El flujo de efectivo está delicado por lo que estamos estableciendo las prioridades operacionales y no vemos que haya el dinero disponible para el pago”, señaló el funcionario en declaraciones al periódico El Nuevo Día, difundidas en su edición en internet.

Un portavoz del Ejecutivo puertorriqueño dijo a Efe que por el momento no se emitirá un comunicado oficial sobre el asunto y que las palabras de Suárez son resultado de una entrevista al periódico sanjuanero.

Suárez, que no profundizó en el tema, dijo desconocer si ya se ha comunicado a los acreedores que no se hará efectivo el pago de 94 millones de dólares en el plazo acordado.

El funcionario señaló que el Ejecutivo lleva a cabo ajustes para inyectar liquidez al Banco Gubernamental de Fomento (BGF), entidad de la que es dependiente la PFC, para cumplir con el pago de otros cerca de 100 millones de dólares que vencen a principios de agosto.

La liquidez del Gobierno, apuntó, está limitada después de la deficiencia en caja de más de 600 millones de dólares y el cierre de los mercados de capital que impide que Puerto Rico tome prestado las Notas de Anticipación de Impuestos (TRANs, por sus siglas en inglés).

Las declaraciones de Suárez llegan un día después de que el secretario del Tesoro de Estados Unidos, Jacob Lew, señalara que es favorable a la reestructuración de la deuda del Estado Libre Asociado de Puerto Rico, que se eleva a cerca de 73.000 millones de dólares y que el Ejecutivo local ya anunció que es imposible de pagar en las condiciones acordadas.

El alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, se unió también ayer a una coalición de políticos, sindicatos y grupos comunitarios que urgieron al presidente Barack Obama y al Congreso a permitir que PuertoRico se declare en bancarrota para hacer frente a la crisis económica que afronta.

El gobernador de la isla, Alejandro García Padilla, de viaje por EE.UU., se reunió el martes en Washington con varios legisladores para obtener apoyo para el proyecto HR-870 que busca que se permita a Puerto Rico declararse en bancarrota.

Puerto Rico, que arrastra una deuda de 73.000 millones de dólares, fue excluido hace años del Capítulo 9, por lo que su Gobierno no tiene potestad para autorizar a sus corporaciones públicas a solicitar esa protección provista por la ley federal. EFE [I]