Ecuador. lunes 18 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Pierre Casiraghi y Beatrice Borromeo se dan el “sí, quiero” en Mónaco

Pierre Casiraghi y Beatrice Borromeo se dan el "sí, quiero" en Mónaco. Foto/GettyImages.

París, (EFE).- Pierre Casiraghi, segundo varón e hijo menor de la princesa Carolina de Mónaco y del difunto empresario Stefano Casiraghi, contrajo hoy matrimonio en e lPrincipado con la aristócrata y periodista italiana Beatrice Borromeo, en una ceremonia civil seguida de un pícnic veraniego con 700 invitados.


Publicidad

La fiesta arrancó al medio día y selló el amor de Pierre, de 27 años, y de Beatrice, a punto de cumplir los 30, consistió en una ceremonia oficiada en los salones de Palacio de Mónaco seguida de un ágape en el jardín, una semana antes de que se celebre en Italia un oficio religioso de corte más formal en las Islas Borromeas del lago Maggiore (norte), de donde emana el ilustre apellido de la novia.

Según relató el príncipe Alberto II a la revista “People”, y a falta de información oficial ya que el Palacio Garimaldi la considera una unión privada, la boda gira en torno a un “cavagnëtu”, un pícnic monegasco.

“Una fiesta veraniega de jardín, con bandejas de aperitivos, bufé y bar, así como lugares para sentarse, pero va a ser bastante normal”, comentó el hijo de Rainiero y Grace Kelly a esa cabecera antes del enlace.

El programa incluye también música en vivo, partidas de petanca y barbacoa, antes de que el propio Alberto II ofrezca un brindis en honor de los recién casados.

La fiesta se desarrollará en un jardín privado y rara vez abierto a las visitas, diseñado por Grace Kelly junto a una piscina de estilo años sesenta con ambiente “hollywoodiense” y sobre el parque zoológico, según la describen los allegados a la familia Garimaldi.

Se ha pedido a los invitados al convite que luzcan trajes tradicionales de sus regiones de origen para homenajear a la pareja, que se conoció en 2008, cuando ambos estudiaban en la Universidad privada Bocconi de Milán.

Los archivos de la prensa del corazón le recuerdan a él como un rompecorazones de 21 años que cursaba estudios de economía y a ella, de 23 y alumna de derecho, como a la exnovia de Antonio Versace, hijo del presidente del homónimo emporio de moda.

Pierre, huérfano a los tres años y reputado por su sentido del humor bufonesco, que recuerda al de su abuelo Rainiero, es un amante del deporte (fútbol, hípica, buceo, esquí, automovilismo…) y campeón náutico que conquistó a Beatriz iniciándola en la vela, su gran pasión.

Poco después, Beatrice viajó a Nueva York para obtener un diploma de periodismo por la Universidad de Columbia en 2012 mientras que su amado tomaba las riendas, junto con su hermano Andrea, de la empresa de construcción Engeco, creada por su padre en 1984. Los hermanos dirigen también otras dos empresas monegascas, una de ellas dedicada a los helicópteros.

A pesar de su ilustre apellido, que arrastra 500 años de historia de una familia de mercantes que en las últimas décadas se ha acercado a la moda, la estilizada Beatrice Borromeo, que como adolescente desfiló para Chanel o Roberto Cavalli, asumió riesgos periodísticos hasta convertirse en una celebridad en la televisión a la que la prensa italiana llamaba “la condesa comunista”.

Trabajó sobre las mafias, la inseguridad o los gitanos, realizó reportajes con micrófonos ocultos, y entrevistó a Ingrid Bettancourt cuando era candidata a la presidencia de Colombia o a Marcello Dell’Utri, cofundador del partido de Silvio Berlusconi Forza Italia, quien le confesó que estaba en política para beneficiarse de la inmunidad parlamentaria y evitar la cárcel.

Las presiones -pues criticaba abiertamente al gobierno de Berlusconi, con quien se cruzaba en bodas y celebraciones- le llevaron a cambiar la pequeña pantalla por la prensa escrita en 2009 y a colaborar con el diario de izquierdas “Il fatto quotidiano”.

Beatrice Borromeo habitualmente recuerda que a pesar de su noble ascendencia, no es condesa pues sus padres nunca se casaron.

Carlo Ferdinando Borromeo, conde de Arona, mantenía simultáneamente relaciones con dos mujeres a las que amaba y a las que les dio hijos, Marion Zota y Paola Marzotto, madre de Beatrice, originando un clan al que no se le conocen luchas fratricidas.

El enlace llega dos años después de que Andrea, el hermano mayor de Pierre, desposara a la multimillonaria heredera colombiana Tatiana Santo Domingo y madre de su hijo, Sasha, un casamiento celebrado dos años después del fastuoso enlace palaciego entre el tío de Andrea, el príncipe Alberto II, y la exnadadora sudafricana Charlene Wittstock.

En diciembre de ese mismo año, Charlotte, la única hija de la princesa Carolina y Stefano Casiraghi (1960-1990) y segunda de los tres hermanos, dio a luz a Raphaël, fruto de la relación que mantiene desde 2011 con el actor con nacionalidad francesa, canadiense y marroquí Gad Elmaleh, quince años mayor que ella. EFE

(I)