Ecuador. viernes 15 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Santos no acatará fallo de la CIJ hasta garantizar derechos colombianos

Bogotá, 29 nov (EFE).- El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, anunció hoy que no acatará el fallo de la Corte de La Haya sobre los límites con Nicaragua en el Caribe “hasta garantizar que los derechos de los colombianos estén bien defendidos”.


Publicidad

El anuncio llegó tan solo 24 horas después de haber informado de que Colombia ya no va estar sujeta a la jurisdicción de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya, pues denunció el Pacto de Bogotá (1948).

El siguiente paso puede ser la presentación ante la CIJ una demanda de revisión o de interpretación del fallo, tal como señaló hoy el exprocurador Gustavo Arrieta, uno de los cinco abogados que contrató el Estado colombiano para defender sus derechos ante Nicaragua.

No en balde, Santos prometió hoy a los colombianos actuar con firmeza y contundencia frente a un fallo que interpreta como un “golpe al corazón” de Colombia.

“He dicho que ese fallo vulneró muchos derechos de los colombianos. Y yo no voy aplicar ese fallo hasta garantizar que esos derechos están bien defendidos”, dijo Santos durante un encuentro con alcaldes de todo el país en Bogotá.

El fallo, hecho público el pasado 19 de noviembre en La Haya, dejó en manos de Colombia siete cayos del archipiélago de San Andrés, cuyas islas mayores la CIJ ya había concedido a este país en 2007, pero a Nicaragua le asignó más de 70.000 kilómetros cuadrados de mar, ricos en pesca y otros recursos naturales.

“Esta dificultad que me llegó de allá de la Corte Internacional de Justicia, con este fallo que nos golpeó el corazón, nos golpeó el alma, también la vamos a enfrentar con decisión”, dijo el presidente.

“La vamos a enfrentar (la sentencia) con contundencia”, subrayó.

Santos enfrenta una fuerte caída de hasta 15 puntos en su imagen favorable según dos recientes encuestas que atribuyen ese fenómeno al revés en La Haya y a los diálogos de paz con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

El presidente reiteró que el fallo “vulneró muchos derechos de los colombianos” e insistió que va a poner todo su empeño es “mañana, tarde y noche” en lograr recuperar esos derechos.

Horas antes, desde el departamento de Antioquia (noroeste), había señalado que Colombia seguirá “usando todos los recursos” posibles, “en todas las instancias”, para que el fallo de La Haya “no vulnere ninguno” de los derechos del país.

Recalco que, en todo caso, será respetuoso y no insultará a su homólogo nicaragüense, Daniel Ortega, pero advirtió que actuará “con toda la firmeza” en el caso de los nuevos límites marítimos acordados por CIJ.

“Vamos a estar actuando con toda la firmeza y con toda la determinación frente al fallo de la CIJ, para que ningún derecho de los colombianos sea vulnerado”, afirmó Santos.

Al anunciar este miércoles, la denuncia del Pacto de Bogotá dijo que obedece al principio fundamental de que “las delimitaciones territoriales y marítimas sean fijadas por medio de tratados (bilaterales), como ha sido la tradición jurídica en Colombia, y no por sentencias proferidas por la Comisión Internacional de Justicia”.

Tanto Santos como la canciller María Ángela Holguín habían anticipado la salida del Pacto de Bogotá desde la semana pasada, como una medida en rechazo a un fallo en el que el mandatario detectó “omisiones, errores, excesos e inconsistencias” y también para evitar nuevas demandas por los límites en el Caribe.

El exprocurador Gustavo Arrieta opinó en este sentido que el camino a seguir, tras la retirada del Pacto de Bogotá, por el que se reconoce la jurisdicción de la CIJ, es presentar “una demanda de revisión o bien de interpretación” a ese tribunal.

Santos tiene previsto viajar hoy mismo a Lima para asistir mañana a la Cumbre de la Unasur, donde se espera que el litigio con Nicaragua y el fallo de la CIJ sean temas de conversación. EFE