Ecuador. miércoles 13 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Morsi rechaza ultimátum del Ejército. El canciller renuncia

El Gobierno de Mohamed Morsi ha rechazado atender el anuncio de las Fuerzas Armadas egipcias, que le daban 48 horas para calmar la tensión en las calles de El Cairo. Mientras que el ministro egipcio de Asuntos Exteriores, Mohamed Kamel Amr, presentó su dimisión ante la crisis política que vive el país, informó la agencia oficial egipcia Mena.


Publicidad

Con su renuncia, son ya seis los ministros del gabinete del jefe del Ejecutivo, Hisham Qandil, que abandonan el gobierno en las últimas horas.

Los titulares de Turismo, Telecomunicaciones, Asuntos Legales y Parlamentarios, Medio Ambiente y Recursos Hídricos entregaron hoy una carta a Qandil con su decisión irrevocable en la que piden “la caída del régimen” y dicen que el presidente Mohamed Mursi “no ha respondido a las demandas del pueblo”.

Más temprano, las Fuerzas Armadas egipcias desmintieron que el ultimátum de 48 horas que dieron hoy a las fuerzas políticas para que atiendan las demandas del pueblo sea “un golpe militar”.

En un comunicado difundido en la página de Facebook del portavoz castrense, Ahmed Mohamed Ali, el mando supremo del Ejército señala que “la doctrina y la cultura de las Fuerzas Armadas no permiten la política de ‘golpes militares'”, y reitera que “no serán parte del juego político ni del gobierno”.

La cúpula castrense asegura que su intervención se ha producido para “empujar a todas las partes políticas en el Estado a que encuentren rápidamente soluciones a la crisis y lleguen a una fórmula de consenso nacional que cumpla las reivindicaciones del pueblo”.

El poderoso Ejército egipcio advirtió hoy en un primer mensaje a la nación de que concede 48 horas a los grupos políticos para que asuman su responsabilidad y respondan a las demandas del pueblo, que fueron expresadas en las masivas manifestaciones del domingo que pedían la renuncia del presidente Mohamed Morsi.

Mientras, en otro comunicado, el Ministerio del Interior ha expresado su “solidaridad total con las Fuerzas Armadas” y se ha mostrado “comprometido” con la protección de los manifestantes y de las instalaciones vitales del país.

En la nota, la Policía asegura que “nunca traicionará al pueblo egipcio, que ha salido (a las calles) para expresar su opinión de una manera que ha sorprendido a todo el mundo”, si bien subrayó que mantiene la equidistancia con todas las corrientes políticas. EFE

Video relacionado