Ecuador. domingo 17 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Milicias kurdas protagonizan duros combates con rebeldes ligados a Al Qaeda en Siria

Líbano (AP) — Milicias curdas enfrentaron el martes a grupos rebeldes vinculados con al-Qaida en el noreste de Siria, en la ola más reciente de choques intensos que han provocado un éxodo masivo de civiles al vecino Irak, dijeron activistas.


Publicidad

Los combates entre milicianos curdos y grupos rebeldes islámicos extremistas han aumentado fuertemente en las provincias norteñas de Siria en los últimos meses. La violencia, que ha dejado cientos de muertos, tiene el potencial de convertirse en un conflicto total entre las partes dentro de la guerra civil siria.

Los choques del martes, en los que se enfrentaron milicianos curdos contra rebeldes del Estado Islámico de Irak y el Levante, se centraron en tres poblados cerca del pueblo de Ras al-Ayn en la provincia de Hassake, habitada predominantemente por curdos, de acuerdo con el Observatorio Sirio por los Derechos Humanos, con sede en Gran Bretaña. Hasta el momento no se había informado de fallecimientos.

Unos 30.000 sirios, curdos en su gran mayoría, han huido de la región en un período de cinco días y cruzaron la frontera a la región curda del norte de Irak, la cual tiene un gobierno autónomo. Otros 4.000 hicieron el recorrido el martes a través de la frontera, dijo Yussef Mahmud, portavoz de la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) en el curdistán iraquí.

Los recién llegados se unen a aproximadamente a 1,9 millón de sirios que ya encontraron refugio en el extranjero para huir de la carnicería incesante en su país.

Con sus pertenencias cargadas sobre mulas, miles de refugiados sirios seguían llegando el martes al norte de Irak a través del poblado fronterizo de Peshkabur. Algunos de ellos describían una situación atroz en sus poblados, en los que los alimentos, el agua y la electricidad escasean por los combates.

Entre ellos estaba Alí Balash, un curdo de la provincia de Hassake que caminó unos cinco kilómetros (3,11 millas) para cruzar la frontera con su familia de 18 integrantes.

“La guerra está sacudiendo nuestras áreas; nos daba mucho miedo quedarnos”, dijo Balash, un jornalero vestido con los pantalones abombados tradicionales curdos y con una pañoleta metida en su cinturón.

Padre de cuatro hijos de entre 6 y 9 años, el rostro de Balash estaba pálido a su llegada a territorio iraquí.

“No podíamos ir a ningún lado; no teníamos pan, ni trabajo ni estabilidad”, añadió.

Refugiados sirios descansan al cruzar a Irak en el punto fronterizo de Peshkhabur en Dahuk, 430 kilómetros (260 millas) al noroeste de Bagdad, Irak, el martes 20 de agosto de 2013. Milicias curdas enfrentaron el martes 20 a grupos rebeldes vinculados con al-Qaida en el noreste de Siria, la ronda más reciente de intensos choques que han azuzado un éxodo masivo de civiles al vecino Irak, dijeron activistas.(Foto AP/Hadi Mizban)

Refugiados sirios descansan al cruzar a Irak en el punto fronterizo de Peshkhabur en Dahuk, 430 kilómetros (260 millas) al noroeste de Bagdad, Irak, el martes 20 de agosto de 2013. Milicias curdas enfrentaron el martes 20 a grupos rebeldes vinculados con al-Qaida en el noreste de Siria, la ronda más reciente de intensos choques que han azuzado un éxodo masivo de civiles al vecino Irak, dijeron activistas.(Foto AP/Hadi Mizban)