Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Obama esquiva petición de Poroshenko de ayuda letal para Ucrania

El presidente ucraniano Petro Poroshenko durante la rueda de prensa ofrecida con motivo de su asistencia a la cumbre bianual de la OTAN que se celebra desde el 4 de septiembre de 2014, en Newport (Gales, Reino Unido).EFE/YOAN VALAT

Washington, 18 sep (EFE).- El presidente de EE.UU., Barack Obama, esquivó hoy la petición de ayuda letal hecha por su homólogo ucraniano, Petró Poroshenko, quien dijo que su Gobierno no puede “ganar la guerra con mantas”, y anunció en cambio nuevos fondos para seguir equipando a las fuerzas de ese país sin llegar a armarlas.


Publicidad

Obama anunció la concesión de 53 millones de dólares más en asistencia a Ucrania, de los cuales 46 millones son para entrenar a las fuerzas ucranianas y proporcionarles chalecos antibalas, cascos, vehículos, equipos de visión nocturna y térmica, radios y radares, pero no las armas y municiones que reclamaba Poroshenko.

Otros 7 millones son en ayuda humanitaria, que se distribuirá a diversas organizaciones internacionales.

“Las mantas y los anteojos de visión nocturna también son importantes, pero no podemos ganar la guerra con mantas, ni tampoco mantener la paz”, afirmó el presidente de Ucrania en un discurso ante ambas cámaras del Congreso estadounidense, horas antes de reunirse con Obama.

Aunque la asistencia anunciada hoy no era la que había solicitado para construir lo que definió como “un Ejército fuerte y moderno, del que Ucrania pueda estar orgullosa”, Poroshenko salió del encuentro en la Casa Blanca de buen humor.

“Solo puedo decir que estoy satisfecho (…). He conseguido todo lo que es posible”, dijo el líder ucraniano a los periodistas después del encuentro.

Con la ayuda aportada hoy, Estados Unidos ha proporcionado 291 millones de dólares a Ucrania este año, pero nunca ha ido más allá de los cascos y equipos de visión nocturna a la hora de apoyar a las fuerzas ucranianas que combaten contra los rebeldes prorrusos respaldados por Moscú.

Obama afirmó que los nuevos fondos están destinados a asegurar que “Ucrania no solo puede capear la tormenta en términos económicos, sino que tiene fuerzas de seguridad” preparadas.

No obstante, dejó claro que Washington prefiere que el conflicto se resuelva diplomáticamente y se comprometió a “seguir movilizando a la comunidad internacional hacia una solución” política.

“Estamos preparados para apoyar a Ucrania en las negociaciones con (mediación de) Rusia, para que el pueblo ucraniano tenga libertad y prosperidad”, aseguró Obama después de la reunión.

El Gobierno ucraniano y los prorrusos tienen previsto reanudar este viernes en Minsk sus negociaciones, con la mediación de Rusia y de la Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa (OSCE).

Obama felicitó a Poroshenko por el alto el fuego alcanzado el 5 de septiembre y por impulsar la “difícil legislación” aprobada esta semana en la Rada (Parlamento ucraniano), que garantiza tres años de autogobierno a los prorrusos en partes de Donetsk y Luhansk.

Desde el Despacho Oval, el presidente ucraniano se mostró “impresionado por el nivel de apoyo bipartidista” que recibió hoy, tanto en la Casa Blanca como en su discurso ante el Congreso, donde fue objeto de largas ovaciones de los legisladores.

Allí pidió a EE.UU. conceder a Ucrania “un estatus especial de seguridad y de defensa que refleje el nivel más alto de interacción con un aliado que no pertenezca a la OTAN”.

“Igual que Israel, Ucrania tiene el derecho a defender su territorio”, señaló Poroshenko en alusión al férreo apoyo militar estadounidense a ese país de Oriente Medio.

El gobernante ucraniano calificó la anexión de Crimea por parte de Rusia como “uno de los actos de traición más cínicos de la historia moderna” y advirtió que, si las “amenazas” de Moscú “no se detienen, cruzarán la frontera de Europa y se expandirán por todo el mundo”.

El paquete de ayuda anunciado hoy por EE.UU. incluye más esfuerzos para entrenar a las fuerzas ucranianas y el inicio de un proceso en el Pentágono para ayudar a Ucrania a “mejorar su capacidad de proveer su propia defensa y sentar las bases para una cooperación de defensa a largo plazo”.

Además, la Casa Blanca se comprometió a “trabajar con el Congreso para identificar más oportunidades de asistencia a Ucrania”, lo que no cierra la puerta del todo a la petición de ayuda letal.

Por último, Obama anunció que la secretaria de Comercio de EE.UU., Penny Pritzker, visitará Ucrania los próximos 26 y 27 de septiembre junto a una delegación para hablar sobre las reformas económicas que ha emprendido ese país. EFE