Ecuador. domingo 17 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

EE.UU. defiende su decisión de no llamar “genocidio” a la matanza de armenios

Washington, 22 abr (EFE).- La Casa Blanca defendió hoy su decisión de no utilizar el término “genocidio” para describir la matanza de cientos de miles de armenios por el Imperio Otomano, de la que estos días se cumplen cien años, como han hecho otros países ante la actitud negacionista de Turquía.


Publicidad

La omisión de la Casa Blanca del término genocidio en un comunicado de este martes provocó hoy la reacción de grupos cívicos turcos, que respaldados por representantes de la diáspora armenia, piden al Gobierno de Ankara que reconozca como “genocidio” la matanza de 1,5 millones de armenios en 1915 por fuerzas otomanas.

En enero de 2008, al comienzo de su campaña por la Presidencia, el entonces senador Barack Obama se refirió a los incidentes de 1915 como un “genocidio”.

Sin embargo, en 2010, la Casa Blanca intervino para evitar que un comité del Congreso de EE.UU. calificará de “genocidio” la matanza y, el martes, el Ejecutivo, que ve en Turquía a un gran aliado en su política hacia Oriente Medio, evitó utilizar el término en una nota de prensa en la que informaba de una reunión con grupos armenios.

El portavoz adjunto de la Casa Blanca, Eric Schultz, dijo hoy a los periodistas que “un reconocimiento franco, completo y justo de los hechos está en los intereses de todos”, y alentó a Turquía a avanzar en ese sentido.

“Sé que hay algunos que esperaban escuchar un lenguaje diferente este año, y entendemos su perspectiva, pero creemos que el enfoque que hemos tomado en años pasados sigue siendo el correcto para reconocer el pasado y para nuestra capacidad de trabajar con nuestros aliados regionales en el presente”, afirmó Schultz.

Por su parte, la portavoz en funciones del Departamento de Estado, Marie Harf, aseguró que Obama tiene previsto emitir un comunicado próximamente con motivo del aniversario del suceso.

En ese comunicado, Obama hablará sobre los 1,5 millones de armenios que “fueron masacrados o conducidos a la muerte en los últimos días del Imperio Otomano”, dijo Harf en una rueda de prensa.

El secretario de Estado de EE.UU., John Kerry, se reunió este martes con el ministro de Exteriores de Turquía, Mevlüt Çavusoglu, y conversó con él brevemente sobre el tema, según Harf.

Kerry “expresó su apoyo a la normalización entre Turquía y Armenia y la importancia de que Turquía tome medidas concretas que traduzcan en hechos las declaraciones de su Gobierno sobre la reconciliación con Armenia”, explicó Harf.

La polémica sobre este asunto se intensificó en Armenia a raíz de la nota oficial difundida el martes por la Casa Blanca, en la que informaba del encuentro entre el jefe de Gabinete de Obama, Denis McDonough, y el asesor adjunto de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, Ben Rhodes, con representantes de la Asamblea Armenia de Estados Unidos y el Comité Nacional Armenio en este país.

Según indicó la Casa Blanca, durante la reunión se destacó la importancia de honrar las 1,5 millones de vidas extinguidas durante “un periodo horrible” de la Historia.

Además, la Casa Blanca informó de que el secretario del Tesoro estadounidense, Jack Lew, liderará la delegación presidencial que EE.UU. enviará el 24 de abril a Ereván, la capital de Armenia, para conmemorar la matanza.

Hasta ahora, han reconocido el genocidio armenio solo 22 países europeos, como Francia, Alemania, Italia, Canadá, Grecia y Rusia, así como naciones latinoamericanas como Uruguay, Argentina, Venezuela, Chile y Bolivia. EFE