Ecuador. lunes 18 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Confesiones

Por Carlos Jijón

Voy a tomar el nombre del clásico de San Agustín, “Confesiones”, para narrar una historia que he recordado mientras escuchaba, el miércoles, al asambleísta Mauro Andino argumentar, en el segundo debate sobre la Ley de Comunicación, una idea que había escuchado ya en boca del Canciller Ricardo Patiño durante su reciente intervención en la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, en Washington: que la principal causa de censura a los periodistas no es provocado por el gobierno sino por los propios dueños de los medios de comunicación “en defensa de sus intereses”. Y yo, que durante treinta años he trabajo en periódicos y canales de televisión, quiero compartir con ustedes una vivencia que ilustra, creo, bastante bien, la situación a la que ambos funcionarios se refieren.

Por Carlos Jijón


Publicidad

Voy a tomar el nombre del clásico de San Agustín, “Confesiones”, para narrar una historia que he recordado mientras escuchaba, el miércoles, al asambleísta Mauro Andino argumentar, en el segundo debate sobre la Ley de Comunicación, una idea que había escuchado ya en boca del Canciller Ricardo Patiño durante su reciente intervención en la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, en Washington: que la principal causa de censura a los periodistas no es provocado por el gobierno sino por los propios dueños de los medios de comunicación “en defensa de sus intereses”. Y yo, que durante treinta años he trabajo en periódicos y canales de televisión, quiero compartir con ustedes una vivencia que ilustra, creo, bastante bien, la situación a la que ambos funcionarios se refieren.

 Corría 2008. Yo era director de noticias de Ecuavisa y había enviado a Tania Tinoco en misión especial a Madrid,  para que cubra una gira del Presidente Correa en España. Tania me llamó pasado el mediodía para informarme novedades: en un momento de la reunión con migrantes, el Presidente había perdido los estribos y gritado a uno de los asistentes: “Por idiotas como tú es que el país está como está”.  La noticia me provocó pesar. Sobretodo, por el cúmulo de problemas que iba provocar su difusión. Tania me había advertido que teníamos las imágenes en exclusiva, y confieso que por primera vez en mi larga carrera de treinta años de periodista dudé sobre si debía informarlo o no, especialmente por los problemas que, estimé, podía sufrir el canal. Creí también que era una decisión que debía tomar yo solo con mi conciencia.

Pedí, pues, que el material sea procesado y que se lo ubique en la pauta del noticiero de esa noche. La duda, sin embargo, fue creciendo en mi a medida que pasaban las horas. Al punto que, ya en el swicht, desde donde se comanda la operación, con el noticiero al aire, un minuto antes que se emita el video, ordené impulsivamente al productor que no lo ponga. El hombre me miró a los ojos. “Es una noticia importante”, me dijo. “¿Estás seguro de lo que vas a hacer?”. “Sí”, le dije, y salí del lugar, con la conciencia de que había quebrantado unos principios fundamentales que pensé nunca iba a romper. Atormentado por la culpa, desde mi oficina instruí que el video se exhiba únicamente en Telemundo, al filo de la medianoche.

Fue suficiente. Al día siguiente la noticia estaba en todos los medios. Nunca lo comenté con el presidente del canal, pero meses después renuncié, consciente de que el ejercicio del periodismo, tal como yo lo concebía, podía poner en riesgo la estabilidad de la empresa. Debo consignar aquí, para ser justos, que el señor Xavier Alvarado Roca no aceptó mi renuncia y me pidió que continúe. Yo insistí en que mi decisión era irrevocable. Meses después me vinculé a Teleamazonas. Fue un año vertiginoso, en el que el Conatel nos inició tres procesos en contra del canal y nos suspendió la señal, sacándonos del aire, por tres días, advirtiéndonos que la siguiente vez nos podía clausurar de manera definitiva. Cuando el canal se vendió, obligado por el Gobierno, los nuevos dueños me pidieron la renuncia con los mismos argumentos que yo había alegado para irme de Ecuavisa.

Teleamazonas sigue al aire. Y si mi salida ayudó a ello en alguna medida, yo sinceramente me alegro. Ha transcurrido ya un año de todo esto, pero lo he recordado mientras escuchaba al asambleísta Andino repetir la cantaleta de que los medios censuran a sus periodistas en defensa de sus intereses. En mi experiencia, el principal interés que motiva la autocensura en los medios, es el miedo a gobiernos opresivos que irrespetan la libertad de prensa.

5 Comentarios el Confesiones

  1. El argumento de Patinio se desvirtua en un abrir y cerrar de ojos, critican la auto censura en los medios, desde su punto de vista, pero es precisamente esa la razon por la que han incriminado a los duenios del Universo en una irracional demanda legal: POR NO HABER EJERCIDO LA AUTO CENSURA y PROHIBIDO a PALACIO PUBLICAR EL ARTICULO de la DISCORDIA, no lo hicieron y el gobierno los demanda por eso.

    Esa simple observacion entierra el manido argumento de la momia coctelera.

    Ya sabemos de la doble moral de este gobierno, los males son males solo cuando no llevan agua a su molino.

    • Fernando, sí has leído bien la opinión del Sr. Jijón, tu que defiendes a la PRENSA CORRUPTA, pidele a Jorge ortiz, tu idolo que se vista con el traje de la  HONESTIDAD tal como lo hace el Sr. Jijón, te horrorizaras!!!!!
      Solamente te sugiero que le pidas que escriba acerca de los inmigrantes ecuatorianos que salieron hacía España después que los banqueros corruptos se le robaron sus dineros, y que fueron cogidos como idiotas e ilusos por la complicidad de la PRENSA CORRUPTA, gran cantidad de ellos han perdido sus casas y el “generoso” amo del Sr. Jijón y Ortiz, les compro las deudas a la banca española, sigue despotricando al viento tu odio, por haberte quedado sin chamba de pipón, estabas solito en la pagina y te falto escribir como FREDDY<SOL<M ALEJANDRO, ETC

  2. QUE DIFICIL A VECES CONTESTARLES A USTEDES SON COMO EL CAMALEON , HACE MUCHOS AÑOS CUANDO FUERON AMARILLOS, NARANJAS , Y HASTA VERDE MILITAR,  NUNCA VI NI ME INMAGINE QUE  USTEDES ALGUN DIA SE CONFESARIAN .  YO SI CREO EN ESA FRASE DEL PRESIDENTE “POR IDIOTAS COMO TU ES QUE EL PAIS ESTA COMO ESTA   “ CUANTO  CALLARON EN LOS MEDIOS,  SECRETOS QUE QUIZAS NUNCA LO SABREMOS, EL MAS GUARDADO EL FERIADO BANCARIO TODO EL DAÑO QUE HIZO LA PRENSA CON SU SILENCIO , CREO QUE USTED ESTUVO EN UN  LUGAR PRIVILIGIADO Y PUDO HACER GRAVES DENUNCIAS ,NO LO HIZO O NO LO DEJARON, PORQUE SEGURAMENTE NO ERA LA HORA DE QUE SE CONFIESE, BUENO HOY EN DIA EN SU MEDIO DE COMUNICACION QUERIDO QUE ES EL MAXIMO DEFENSOR DE LA PRENSA “ LIBRE E INDEPENDIENTE”  YA NI LE PUBLICA ESA FRASE DEL PRESI TAN RECORDADA POR USTED, SI NO QUE HAN LLEGADO AL PUNTO DE CENSURARLO TOTALMENTE, AL PRESIDENTE DE LOS ECUATORIANOS QUE TIENE EL 80 % DE ACEPTACION Y HAN ENPEZANDO UNA NUEVA CRUZADA PARA DESPRESTIGIARLO CON LA AYUDA DE UNA ONG DE MODA Y TODO PARA VIVAR POR LA CANDIDATURA A LA PRESIDENCIA DE UN BANQUERO (SOLO EN ECUADOR PODEMOS PENSAR ESTO) Y ESO NO ES TODO SE ESTA VOLVIENDO ALCAUTE DE UN PERSONERO (AL QUE SI TENGO MIEDO SE ACUERDO AQUELLOS DIAS) QUE NOS LLENA DE AGUA , MONUMENTOS DE ANIMALES Y CALLES URGENTES PARA  COMUNICAR EDIFICIOS PRIVADOS, CON TODO ESTO ME PREGUNTO ES HORA QUE SE CONFIESEN , SERA VERDAD LO QUE DIJO POLO BARRIGA LO DE LAS LISTAS NEGRAS ,  Y LA ORDEN QUE TUVO PARA  CENSURAR A HURTADO EN UN PERIODICO, EN ESOS TIEMPOS NUEVAMENTE NO FUE IMPORTANTE QUE SE CONFIESE, ASI QUE SEÑOR JIJON CREO QUE PODRA HACER VERDADERAS CONFESIONES UNA VEZ QUE SE APRUEBE LA LEY DE COMUNICACIÓN , SIN QUE  ANTES SE INVENTAN OTRO 30-S , SON CAPAS DE CUALQUIER COSA PARA QUE USTED NO SE CONFIESE
     
    PS., POR SI ACASO ESTOY EJERCIENDO MI LIBERTAD DE EXPRESION AL IGUAL QUE EL SEÑOR PINARGOTE CON SU FRASE “JUEGA LIMPIO HIJO DE PERRA”

  3. Magnifica su” CONFESION” Sr. Jijón….. lo que la Sra. Tinoco le comunicó yo también lo vi y una gran cantidad de gente lo vio, con los medios que cubrían no solamente Españoles sino también de otras nacionalidades. “LA VERDAD OS HARA LIBRE”, dice el Evangelio, y ud con su confesión nos hace ver que la PRENSA ES CORRUPTA cuando esta de buen gusto con el gobierno de turno, callan y cuando este les quita las prebendas despotrican, “CHANTAJISTAS”
    ¿Que paso con el Periodista Carlos Vera en ECUAVISA? el no pidió la renuncia, lo votaron después de haber sido un gran adulador, ¿por que? estaba arruinando los jugosos contratos de publicidad.El callar una noticia, lo convierte a ud. también en un cómplice del beneficiario de esta, pero ahora sin lugar a dudas ud. debe estar tranquilo con su conciencia y le sugiero que continúe leyendo lo demás del Clásico “confesiones” de San Agustín, fue perdonado y ud. por su “honestidad” se lo perdona, al fin somos humanos y  erramos.

Los comentarios están cerrados.