Ecuador. miércoles 13 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Cancilleres no aceptan agenda de Patiño en Cochabamba

Ecuador recibió reveses en la reunión de Cochabamba, Bolivia, y su propuesta de los temas por tratar en la cita de hoy para discutir  reformas al funcionamiento de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) no recibió apoyo de una decena de países que acudieron al encuentro, según ha reportado el diario El Universo.


Publicidad

El canciller Ricardo Patiño, quien dirigió la cita, en los primeros minutos hizo una exposición sobre  la necesidad de cambiar la sede de la CIDH a países miembros del Pacto de San José, a moderar el trabajo de la Comisión Interamericana, a no reconocer las medidas cautelares que dicta la Comisión y a insistir en la universalidad de los derechos humanos.

Y presentó una agenda de siete puntos que no tuvo el respaldo de Chile, Perú, Argentina, Costa Rica, México, Paraguay  y Guatemala.

A estos países les molestó la redacción de los puntos 3 y 6 de esa agenda elaborada por Ecuador. El primero planteaba volver a discutir el cambio de sede de la CIDH (que ya se analizó en la última reunión en Washington, el 22 de marzo pasado), y el segundo, que en esta reunión se elabore un proyecto de resolución de los estados parte del Pacto de San José para discutirla en la próxima Asamblea General de la OEA, en Guatemala, prevista para la primera semana de junio de este año.

Chile y Perú fueron  los primeros países que le recordaron a Patiño que esta cita de Cochabamba era solo para intercambiar criterios, “porque las discusiones de fondo de estos temas se discuten en la OEA”.

El representante de Perú le dijo a Patiño: “Preocupa que se intente en esta cita hacer un proyecto de resolución o reglamento considerando que este es un espacio de diálogo abierto y no reúne las condiciones para adoptar una resolución”.

Argentina fue más allá. Le refirió a Patiño que el punto 3 de su agenda lo que plantea es retroceder un paso a lo logrado en la cita de Guayaquil (el pasado 11 de marzo), “dejando de lado decisiones importantes… Ahora deberíamos estar hablando de otros temas. La discusión debe ser si llevamos o no una propuesta a Guatemala a la Asamblea de la OEA, no que analicemos otra vez si hay que cambiar la sede de la Comisión”.

Estas sugerencias hicieron al canciller ecuatoriano modificar la redacción de los puntos en conflicto de la agenda. Pero no satisfizo a Argentina, que volvió a tomar la palabra y a hacer propuestas de temas para llevarlos a Guatemala. Como considerar especiales a todas las Relatorías de la CIDH sin retirarles presupuesto, designar a una comisión para dialogar con los países  que son parte y los que están fuera del Pacto de San José; la sede de la CIDH y la  invisibilidad de los derechos humanos.

“Creo que nadie se va a oponer a llevar estos temas a la Asamblea General en Guatemala”, dijo el argentino.

Y fue la oportunidad de Patiño para que en esos puntos, que los definió el canciller de Argentina y que la sala los aceptó, se agregara uno más: poder incluir  el análisis del informe de la Relatoría de Libertad de Expresión 2012 y sobre el cual “quisiéramos tengan la gentileza de escuchar nuestras observaciones”, señaló.

Pidió  “de favor” llegar a consensos para modificar la agenda y seguir con la cita de Cochabamba. Y cambió una vez más la redacción del punto 3.

Pero su insistencia en el tema de la necesidad de mover la sede de la CIDH hizo que los mismos países reaccionaran y reiteraran sus posiciones.

Patiño cambió por tres ocasiones la redacción de los puntos 3 y 6 de la agenda,  aunque reconociendo que “aquí (en la reunión) no se adoptará una resolución pero sí consensos para llevarlos a la OEA”.

Luego de los nuevos cambios la sesión siguió bajo la presidencia del boliviano David Choquehuanca, quien planteó que el primer punto por tratar sea la conformación de la Comisión tal como lo planteó Argentina, tomando la idea inicial de Brasil y apoyado por otros países.

Y se recomendó  a los representantes de Uruguay, México, Haití y Guatemala que sean quienes conformen dicha comisión.
Uruguay fue el país que aceptó ser parte, pero con la condición de una participación activa de la sociedad civil y destacar el trabajo de la propia CIDH, cuyo reglamento último señala como sus prioridades la promoción de la universalidad y la ratificación de la Convención Interamericana de DD.HH. y de otros instrumentos internacionales.

“Mi propuesta es tener presentes esos trabajos de la CIDH a través de  la comisión de cancilleres que vamos a crear”, dijo el representante uruguayo.

El canciller ecuatoriano, ya sin la dirección de la reunión, continuó pidiendo la palabra y aprobando la participación de Uruguay en la comisión, que recorrerá varios países para motivarlos a ser parte de la Convención Interamericana.

Esta activa participación de Patiño recibió un comentario del representante de Costa Rica:   “Reconozco la habilidad y tenacidad con la que trabaja, es un hombre tenaz. Y hombres tenaces siempre producen, lo reconozco con sinceridad. Pero le recuerdo que esto no es más que un foro de intercambio (de ideas)”.

Noticias relacionadas

Patiño dice que 18 países apoyan propuesta de cambiar sede de la CIDH

Patiño se lesiona pierna durante Conferencia de DDHH en Bolivia

Cita de Cochabamba emite declaración final de 6 puntos

Países no logran consenso sobre cambio de sede de la CIDH

Video relacionado

http://www.youtube.com/watch?v=QC-iLY0uX5w