Ecuador. sábado 16 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

La estación espacial en órbita recibe whisky y licores

En esta foto suministrada por la NASA se ve el proceso de acoplamiento de una nave de carga a la estación espacial internacional en órbita el 24 de agosto del 2015. La nueva carga incluye whisky y otros licores. (NASA via AP)

CABO CAÑAVERAL, Florida, EE. UU. (AP) — Todo sea por la ciencia. La estación espacial internacional recibió este lunes whisky y licores para un experimento que cuenta con el visto bueno de la NASA.


Publicidad

Una compañía japonesa famosa por su whisky y otras bebidas alcohólicas incluyó cinco tipos de licores en la carga destinada a la estación orbital. El enorme brazo robótico de la estación —operado por el astronauta japonés Kimiya Yui— enganchó la nave de suministro lanzada el miércoles desde su patria. Los controladores de vuelo ayudaron a acoplarla a la estación.

El nuevo suministro incluye unos 4.500 kilogramos (10.000 libras) de carga, incluso las muestras de licores. El Suntory Global Innovation Center en Tokio desea comprobar si las bebidas alcohólicas se suavizan en el espacio al igual que en tierra.

Las muestras permanecerán por lo menos un año en órbita antes de ser devueltas a la Tierra. Una muestra idéntica de las bebidas será almacenada en Japón. No es el primer estudio de bebidas alcohólicas en el espacio.

Japón también envió 12 ratones a bordo de la nave Kounotori como parte de un estudio sobre el envejecimiento.

La NASA incluyó repuestos para reemplazar los objetos perdidos por el fallido intento de SpaceX a fines de junio. El accidente durante el lanzamiento en la Florida destruyó toda la carga. Los repuestos incluyen equipos para caminatas espaciales, un sistema respiratorio, cables para inodoro y piezas para el sistema de reciclaje de agua.

La estación espacial, a 400 kilómetros (250 millas) de la Tierra con seis residentes, necesitaba suministros frescos después que se perdieron tres cargas en ocho meses.

El astronauta estadounidense Scott Kelly, quien dijo la semana pasada que la carga era “muy importante” dadas las circunstancias, saludó la llegada de la nave japonesa. “Gran tarea de mis compañeros”, comentó en un tuit. (I)