Ecuador. Viernes 21 de Julio de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Agentes de inteligencia y hackers rusos acusados de robo de datos de Yahoo

WASHINGTON (AP) — Dos agentes de inteligencia y dos hackers rusos fueron acusados de un masivo robo de datos de Yahoo que afectó a por lo menos 500 millones de usuarios, informó el miércoles el Departamento de Justicia.


Publicidad

Es la primera demanda de su tipo contra funcionarios del gobierno ruso.

Las víctimas del robo fueron cuentas de correo electrónico de funcionarios estadounidenses y rusos, periodistas rusos, así como empleados de servicios financieros y otras empresas, dijeron los informantes.

No permitiremos que individuos, grupos, estados nacionales o una combinación de ellos comprometan la intimidad de nuestros ciudadanos o la seguridad de nuestro país“, dijo la subsecretaria de Justicia interina Mary McCord.

Uno de los acusados, Karim Baratov, está preso en Canadá. Otro, Alexey Belan, está en la lista del FBI de los cibercriminales más buscados y pesan sobre él varias acusaciones en Estados Unidos. No está claro si él o los otros dos acusados que están prófugos, Dmitry Dokuchaev e Igor Sushchin, alguna vez comparecerán ante una corte estadounidense, ya que Estados Unidos no tiene tratado de extradición con Rusia. El acta de acusación identifica a Dokuchaev y Sushchin como oficiales del Servicio de Seguridad Federal ruso.

“Espero que respeten nuestro sistema de justicia penal”, dijo McCord.

Los cargos están relacionados con un descomunal robo de datos perpetrado contra Yahoo en el 2014. Si bien Estados Unidos ha acusado previamente a hackers rusos —al igual que hackers chinos e iraníes— esta sería la primera vez que funcionarios del gobierno ruso son acusados penalmente por este tipo de delitos en Estados Unidos.

El anuncio surge en medio de medidas para investigar la interferencia rusa en la reciente campaña electoral estadounidense. Uno de los acusados, Belan, estaba entre los rusos sancionados el año pasado luego de esos hackeos, aunque funcionarios estadounidenses dijeron que se trataba de otra investigación.

Aunque la filtración de datos ocurrió en el 2014, Yahoo no informó a sus usuarios sino hasta septiembre pasado, cuando advirtió que unas 500 millones de cuentas —al igual que direcciones de email, contraseñas, fechas de nacimiento y otros datos privados— podrían haber sido infiltradas. Tres meses después, Yahoo reveló que había detectado otro ciberataque que data del 2013 y que afectó a unas 1.000 millones de cuentas, incluso algunas que también fueron afectadas en el 2014.

Chris Madsen, abogado de Yahoo y su jefe de seguridad global, agradeció a las fuerzas del orden.

Tenemos un compromiso con la seguridad de nuestros usuarios y nuestras plataformas y seguiremos colaborando con la policía para combatir la ciberdelincuencia“, dijo.

Rich Mogull, director general de la firma de seguridad Securosis, dijo que la acusación “revela los lazos entre el servicio de seguridad ruso y fundamentalmente la clandestinidad criminal”, algo que “los círculos de seguridad analizan desde hace años”.

Los funcionarios rusos tuvieron acceso a las cuentas que deseaban, y a su vez ayudaron a los hackers a evadir las autoridades y conservar los datos con los que suelen obtener sus ganancias, tales como direcciones de email e información de tarjetas de crédito.

(I)