Ecuador. viernes 20 de octubre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Brasil: Odebrecht pagó millones en sobornos a partidos

El presidente de Brasil, Michel Temer (derecha), se cubre la boca mientras habla con su ministro de Justicia, Osmar Serraglio durante una ceremonia en el palacio presidencial de Planalto en Brasilia, el miércoles 12 de abril de 2017. (AP Foto/Eraldo Peres)

SAO PAULO (AP) — El gigante brasileño de la construcción Odebrecht pagó 40 millones de dólares en sobornos al partido del ahora presidente Michel Temer y a otro partido para asegurar un contrato con la compañía petrolera estatal Petrobras, de acuerdo con el testimonio de un exejecutivo de la empresa.


Publicidad

La acusación de Marcio Faria aparece en un testimonio como parte de un trato con la fiscalía dado a conocer el miércoles por la noche, en la mayor investigación de corrupción en la historia de Brasil. La pesquisa, conocida como Operación Lavacoches, ha revelado de antemano el pago de miles de millones de dólares en sobornos a políticos de parte de compañías brasileñas.

Pero esta semana, la Corte Suprema anunció una nueva serie de investigaciones a políticos, incluyendo ocho de los miembros del gabinete de Temer, lo que asesta un duro golpe a la presidencia y genera dudas sobre si él puede seguir gobernando eficazmente. Al abrir las investigaciones, el tribunal difundió registros de un testimonio de acuerdo de culpabilidad que sustenta las pesquisas.

Otros exejecutivos de Odebrecht testificaron que Temer estuvo involucrado en la solicitud de otro soborno por 3,2 millones de dólares.

Dado que es el presidente actual, Temer no es investigado y cuenta con inmunidad temporal a cualquier delito cometido antes de que asumiera el poder. El mandatario ha rechazado cualquier irregularidad.

En su testimonio, Faria indicó que en 2010 se reunió con Temer y otros aliados del ahora mandatario en Sao Paulo para “bendecir” un acuerdo por el que Odebrecht haría una contribución al Partido de Movimiento Democrático Brasileño a cambio de su ayuda para suavizar la aprobación de un contrato pendiente con Petrobras.

Cuando se le preguntó si estaba claro que ese dinero era un soborno o una ganancia ilegal, Faria respondió: “Totalmente ilegal porque era un porcentaje del contrato”.

Faria explicó que durante esa reunión no se habló de cifras, pero que el acuerdo era claro: Odebrecht pagaría al partido el 5% del valor de un contrato pendiente con Petrobras. Eso significó unos 40 millones de dólares.

Agregó que el grupo de Temer decidió más adelante incluir al Partido de los Trabajadores. En ese momento, Temer era candidato a la vicepresidencia en una contienda con la candidata del PT, Dilma Rousseff. Al final, aseguró Faria, el partido de Temer ganó 4% del total del contrato y el Partido de los Trabajadores recibió el 1%.

En un video difundido el jueves, Temer reconoció que tuvo una conversación con Faria en 2010, pero negó tajantemente el resto de la historia.

“No me asustan los hechos. Lo que me molesta son las mentiras”, dijo el mandatario. “La mentira es que en esta reunión yo escuché una referencia a recursos financieros o negocios turbios entre la compañía y políticos. Eso nunca ocurrió. No en esa reunión ni en ninguna reunión durante mi vida pública”.

Dos otros exejecutivos de Odebrecht describieron un escenario similar que, afirman, se presentó en 2014. Según documentos de la corte, los exempleados de la compañía cenaron ese año con Temer, en ese entonces vicepresidente, y su actual jefe de gabinete, Eliseu Padilha.

Aseveran que durante la cena, la compañía accedió a un pago de 3,2 millones de dólares en supuestas contribuciones de campaña para Padilha y otro aliado de Temer, y a cambio, el partido de Temer acordó ayudar a Odebrecht a obtener concesiones aeroportuarias. Padilha está bajo investigación en el caso.

El exdirector general de Odebrecht, Marcelo Odebrecht, quien era uno de los ejecutivos presentes, testificó que cerró el acuerdo con Padilha al terminar el postre y antes de que se sirviera el café. En ese momento, Temer no se encontraba en la mesa.

“Temer nunca me hizo mención de los 10 millones (de reales, 3,2 millones de dólares)”, dijo Odebrecht en la grabación difundida por la corte. “Pero obviamente estaba al tanto durante la cena”.

___

Savarese reportó desde Río de Janeiro.